4 de diciembre de 2016

MuyComputerPRO

¿Menos autonomía con SSD?

¿Menos autonomía con SSD?

¿Menos autonomía con SSD?
julio 03
10:20 2008

Un extenso reportaje de Tom’s Hardware Guide demuestra que actualmente la tecnología SSD no está del todo pulida. Una de sus ventajas teóricas, el menor consumo de batería, no lo es: de hecho, estas unidades reducen la autonomía. Las pruebas realizadas con diversos portátiles y unidades SSD demuestran que las baterías duran menos cuando utilizamos discos SSD, y no cuando usamos discos duros tradicionales como muchos creían.

 

Los resultados son realmente sorprendentes, sobre todo teniendo en cuenta que una de las dos grandes ventajas de la tecnología de discos de estado sólido era precisamente un supuesto menor consumo de energía. Las unidades SSD que han probado con tecnología SLC Flash (Single Level Cell) han demostrado que efectivamente las tasas de transferencia en lectura y escritura son superiores a las de los discos duros convencionales.

 

 

Sin embargo, y como afirman en THG, “los ahorros de energía no existen: de hecho, las autonomías de las baterías se reducen si utilizas SSD Flash.

 

Para quien dude de las conclusiones, los redactores del artículo explican que las pruebas realizadas confirman definitivamente esas conclusiones: después de probar una docena de unidades Flash SSD de siete fabricantes distintos y de comparar el rendimiento en profundidad de cuatro de esas unidades concluyeron que la autonomía de las baterías se reducía hasta en una hora comparada con un disco de 2,5 pulgadas y 7.200 RPM tradicional para portátiles.

 

Toda una sorpresa que nos hace replantearnos las recomendaciones de compra de estas unidades. Se suponía que al no disponer de partes mecánicas móviles estas unidades consumirían menos, pero en realidad sucede lo contrario. Es cierto que el rendimiento en transferencias es mayor, pero es mucho más importante para los usuarios de portátiles que sus equipos aguanten largas sesiones de trabajo, de modo que habrá que ir viendo la evolución del mercado.

 

Lo que está claro es que de momento y con esas conclusiones, comprar un equipo con SSD es de todo menos recomendable.

 

 

About Author

David Martín

David Martín

Articulos relacionados

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!