Papel y empresas, ¿sigue siendo importante?

papel

El papel se mantiene como uno de los elementos más importantes en cualquier empresa, una realidad que se extiende incluso aquellas que han hecho una fuerte apuesta por  la digitalización todavía dependen en gran medida del clásico formato físico en su día a día.

Dentro de la impresión el papel es un elemento fundamental ya que es la base sobre la que se construye la impresión. Si éste tiene una calidad inadecuada la impresión no tendrá el nivel mínimo que necesitamos en nuestra empresa y lo más seguro es que tengamos que descartar ese documento y volver a imprimir.

Ya hablamos sobre ello en este artículo y también tuvimos ocasión de hablar de la gestión del papel en la empresa en este otro, así que hoy nos vamos a centrar en responder a una pregunta clara y sencilla: ¿por qué sigue siendo importante el papel en la empresa?

Según los datos de estudios realizados por firmas como Quocirca podemos sacar en claro que el papel sigue siendo importante por las siguientes razones:

  • El valor que aporta el formato físico: la impresión y los documentos tradicionales mantienen un mayor atractivo para empresas, profesionales e incluso para el sector físico. Esto tiene efectos muy importantes que se dejan notar a nivel de credibilidad, fiabilidad y seguridad.
  • Son más accesibles y cómodos: los documentos y las impresiones en papel se pueden aprovechar con mayor facilidad, ya que se trata de un formato sobre el que cualquiera puede trabajar directamente sin necesidad de disponer de ningún tipo de medio concreto.
  • Se considera como un formato más seguro: los documentos e impresiones quedan a salvo de los peligros del mundo digital, una realidad que ha logrado dar un importante impulso al papel en plena era digital.
  • Ofrecen un mayor alcance: aunque las campañas utilizando recursos digitales tienen un peso cada vez mayor el formato tradicional del papel sigue teniendo un gran protagonismo, ya que puede llegar prácticamente a todo el mundo.