¿Qué te pierdes al no actualizar a una impresora con WiFi y NFC?

Las tecnologías WiFi y NFC se han convertido en dos piezas clave dentro del sector profesional, gracias sobre todo a la evolución de los dispositivos móviles y a la apuesta de muchas empresas por el BYOD.

HP ha sido consciente de esa realidad y por ello la mayoría de sus soluciones de impresión profesional integran ambas tecnologías, aunque no todas las empresas han sabido ver el potencial y las ventajas que ofrecen.

En este artículo vamos a repasar el valor que tiene la conectividad WiFi y NFC en impresoras una manera diferente, ya que veremos qué se pierde una empresa al no utilizar soluciones de impresión que integran dichas tecnologías.

  1. Mayor flexibilidad: las impresoras con conectividad WiFi se integran fácilmente en cualquier entorno de trabajo, ya que no necesitan instalaciones complejas y reducen además el cableado a utilizar.
  2. Potencian el BYOD: las soluciones de impresión con WiFi y BYOD facilitan la conexión inalámbrica de ordenadores, pero también de portátiles y de dispositivos móviles. Esto permite sacar más partido a todos los equipos de nuestra empresa, y gracias al NFC podremos vincular smartphones y tablets de manera segura.
  3. Trabajo directo desde smartphones y tablets: es otra de las grandes ventajas que ofrecen. Al vincular un smartphone o tablet a través de la conexión inalámbrica de la impresora podemos trabajar directamente desde el mismo. De esta forma podríamos por ejemplo terminar de editar un documento con nuestro smartphone HP Elite X3 y enviarlo directamente a la impresora.
  4. Mejora la productividad y el flujo de trabajo: con la tecnología WiFi y NFC podemos dar forma a nuevos entornos de trabajo, más flexibles y mejor adaptados a la generación actual, pero también podemos mejorar el flujo de trabajo gracias a la posibillidad de trabajar directamente desde prácticamente cualquier dispositivo.