Conecta con nosotros

Noticias

El nuevo Mayflower cruzará el Atlántico sin tripulación humana

Publicado el

El 6 de septiembre de 1620, el Mayflower abandonó las costas de Inglaterra, con 102 «peregrinos» a bordo para alcanzar Estados Unidos el 11 de noviembre. Cuatrocientos años más tarde, IBM y la compañía de investigación marítima ProMare quieren repetir una hazaña similar…con una aproximación mucho más sofisiticada.

Ambas compañías acaban de botar el Mayflower Autonomous Ship el primer barco completamente autónomo y que gracias a tecnologías de IA y una fuerte apuesta por el uso de energías renovables, se dispone a atravesar el Océano Atlántico sin ningún tipo de tripulación humana. En estos momentos ambas compañías se encuentran en el trabajo de evaluar el rendimiento de las distintas cámaras y los sistemas de visión artificial que componen el barco pero, afirman en un comunicado de prensa, si no hay contratiempos, el nuevo Mayflower podría zarpar del puerto de Plymouth antes de finales de este año.

MCPRO Recomienda

Estudio sobre ciberseguridad en la empresa española ¡Participa en nuestra encuesta y gana!
Garantiza la continuidad de tu negocio en el nuevo entorno de teletrabajo ¡Descárgate la guía!
Cloud computing: adopción, inversión y desafíos en la empresa ¡Descárgate el informe!

Para completar su misión con éxito, el barco utilizará la tecnología de IA proporcionada por IBM, además de sistemas de edge computing para «sentir, pensar y tomar decisiones en el mar sin intervención humana». Mientras tanto en la fase actual de pruebas, un prototipo de este capitán virtual se pondrá a los mandos del Plymouth Quest, un barco de investigación en el se desarrollarán un variados número de pruebas con las que comprobar cómo se desnvuelve la IA en todo tipo de escenarios marítimos del mundo real.

Por supuesto el diseño de este Mayflower poco tiene que ver con el de un galeón del siglo XVII. Con un marcado diseño aerodinámico en forma de trimarán y construido en fibra de carbono y aluminio, hablamos de un barco de 15 metros de eslora y cinco toneladas de peso. Capaz de alcanzar una velocidad máxima de 20 nudos por hora (37,04 km), tiene previsto alcanzar costas americanas 12 días después del comienzo de la travesía (el Mayflower de 1620 empleó 60 días). Para conseguirlo, emepleará un sistema de propulsión que combina la energía eólica con la solar, además de un generador diesel que solo se utilizará en caso de ser necesario.

Dos años de entrenamiento y un millón de imágenes náuticas

Para la puesta en marcha de este capitán basado en Imteligencia Artificial, durante los últimos dos años, el equipo del Mayflower ha estado entrenando los modelos de IA del barco usando más de un millón de imágenes náuticas recogidas por cámaras en la bahía Plymouth Sound, así como bases de datos de código abierto.

El equipo utilizó también un IBM POWER AC922 para el proceso de aprendizaje de máquina, utilizando además la tecnología de visión computarizada de IBM PowerAI Vision, de modo que el ordenador sea capaz de detectar y clasificar independiente independientemente barcos, boyas y otros obstáculos como tierra, rompeolas y escombros.

Como el Mayflower no tendrá acceso a un gran ancho de banda durante su viaje transatlántico, utilizará un sistema de edge computing totalmente autónomo que se ejecutará en Red Hat Enterprise Linux y en las soluciones de edge computing de IBM, alimentado por varios dispositivos Xavier NVIDIA a bordo.

Mientras esté en el mar, el Mayflower procesará los datos localmente, aumentando la velocidad de la toma de decisiones y reduciendo el flujo de datos y almacenamiento en la embarcación. «El edge computing es clave para hacer posible un barco autónomo como el Mayflower.

Llegando a puerto de forma segura

Además de cumplir los objetivos de la misión para llegar a Plymouth, Massachusetts, en el menor tiempo posible, el capitán autónomo recurrirá al sistema de gestión de reglas de IBM (Operational Decision Manager – ODM) para seguir el Reglamento Internacional para la Prevención de Colisiones en el Mar (COLREG), así como las recomendaciones del Convenio Internacional para la Seguridad de la Vida Humana en el Mar (SOLAS).

Por otro lado, como el clima es uno de los factores que más influyen en el éxito del viaje, el capitán basado en IA utilizará los datos del tiempo de The Weather Company de IBM para ayudar a tomar decisiones sobre la navegación. Teniendo en cuenta estos y otros datos como la profundidad y el estado del barco, el capitán autónomo del Mayflower ha sidodiseñado para operar de forma independiente en algunas de las circunstancias más difíciles. En el caso de un incidente, el sistema ODM también proporciona un registro completamente transparente de su proceso de toma de decisiones, evitando escenarios de «caja negra».

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!