Conecta con nosotros

A Fondo

Cómo la Inteligencia Artificial puede derrotar al COVID-19

Publicado el

Nos enfrentamos a una de las peores pandemias que el mundo ha sufrido en las últimas décadas. Evocando las famosas palabras de Winston Churchill, nos esperan semanas de «sangre, sudor y lágrimas». Y sin embargo, nunca hemos estado mejor preparados para parar una enfermedad. Y no solo porque tenemos de nuestro lado a los mejores médicos o a científicos brillantes, sino porque por primera vez la tecnología va a convertirse en un aliado fundamental. Que exista algo llamado «Inteligencia Artificial» y que ya haya demostrado que funciona, es una de nuestras mejores armas. ¿Pero cómo puede ayudarnos la IA a enfrentarnos a un virus? Os damos algunas pistas.

IA para identificar, seguir y prevenir futuros brotes

Cuanto mejores seamos a la hora de identificar y seguir los «movimientos» del virus, mejores seremos a la hora de combatirlo. Al analizar fuentes de noticias, contenidos publicados en las redes sociales o publicaciones realizadas por los distintos gobiernos, antes aprenderemos a detectar nuevos brotes de la enfermedad y por lo tanto, antes podremos actuar. Una de las compañías que más avanzado en este campo es la startup BlueDot, cuyos algoritmos de IA fueron de hecho capaces de detectar la presencia del virus en Wuhan varios días antes de que fuera confirmado por las autoridades chinas.

A este carro se ha sumado en las últimas horas Microsoft. La compañía acaba de publicar un panel interactivo en Bing que permite seguir en tiempo real la evolución del virus en tiempo real, o  centros académicos como la Universidad de Virginia.

IA para ayudar en el diagnóstico de la enfermedad

Otra de las claves para detener el virus pasa por ser capaces de realizar análisis tempranos, de modo que los primeros síntomas puedan relacionarse directamente con los de la enfermedad. En este campo están trabajando compañías como Infervision a el gigante chino Alibaba.

Gracias al uso de Big Data, al historial del paciente, a la comunidad en la que se encuentra, los síntomas iniciales que presenta, etc. pueden determinar con una tasa de éxito superior al 90% si esa persona ya se ha contagiado o está en disposición de haberlo sido, por lo que se pueden iniciar los procedimientos de tratamiento incluso antes de obtener los resultados de los laboratorios médicos.

Uso de drones para entregar medicinas

Tanto para personas que permanecen aisladas y no pueden salir de sus domicilios, como para localidades rurales que no tienen un fácil acceso a los servicios médicos, el uso de drones puede convertirse en la mejor forma de acceder a las medicinas necesarias.

Es algo que ya se ha demostrado con éxito en China, en donde ha llegado a establecerse un corredor aéreo de drones entre el centro de control de enfermedades de Xinchang y su Hospital del Pueblo. Los drones además han demostrado su eficacia en tareas de vigilancia urbana, conminando a las personas a «volver a casa»,

Desarrollar nuevos medicamentos

El número de potenciales moléculas por descubrir y que pueden transformarse en medicamentos capaces de salvar vidas en inabarcable y por poner un número, los investigadores consideran que podría ser de 10 elevado a la 60: es decir, las posibilidades superan al número de todos los átomos de nuestro sistema solar.

Con tantas posibilidades, el trabajo que tienen los químicos a la hora de identificar y entender las moléculas que pueden llegar a funcionar es titánico. Si en los últimos meses está consiguiendo ser más “llevadero” es gracias a que se están empleando nuevas herramientas de machine learning para analizar grandes bases de datos que contienen moléculas ya descubiertas (y sus propiedades) de modo que se acelera enormemente el proceso de descubrir posibles moléculas nuevas, algunas de las cuales podrían ayudarnos a desarrollar medicamentos eficaces contra esta enfermedad.

Una de las compañías que está encabezando la causa es Google. Su unidad de IA, Google Deep Mind trabaja para determinar la estructura completa de las proteínas que pueden estar involucradas en la estructura del virus, de modo que puedan encontrarse tratamientos eficaces.

Un caso similar lo encontramos en el Laboratorio Nacional de Oag Ridge, perteneciente al Departamento de Energía de Estados Unidos. Allí un grupo de investigadores está utilizando Summit, el superordenador más potente del mundo, para ayudar en la lucha contra el COVID-19. Este superordenador, desarrollado por IBM para este departamento, se está empleando para identificar y estudiar compuestos de medicamentos que puedan servir para encontrar una cura.

IA para identificar a individuos afectados

Tal vez sea el uso más controvertido de esta tecnología y tal vez solo se pueda poner en marcha en países en los que la vigilancia de los ciudadanos es lo normal, pero parece que funciona. Compañías como SenseTime han adaptado sus sistemas de reconocimiento facial para poder identificar en la calle o en espacios cerrados (un centro comercial por ejemplo), si una persona muestra signos externos de poder estar sufriendo esta enfermedad. Al cruzar este reconocimiento facial como el background de la persona y toda la información disponible sobre la zona en la que vive, se puede realizar una estimación razonable de probabilidad.

Una tecnología similar es la que se incluye en los «cascos inteligentes» que llevan los policías de la provincia de Sichuan y que les permite identificar a personas con fiebre; o el ya famoso código inteligente que se ha asignado a cada ciudadano de las provincias afectadas en el país asiático y que gracias al uso de Big Data identifica el riesgo potencial de sufrir la enfermedad basándose en el historial de desplazamientos de la persona.

IA para el desarrollo de una vacuna

De todas, la mejor noticia que podríamos dar en estos momentos es que hemos sido capaces de desarrollar una vacuna eficaz contra el COVID-19.

En ese empeño se encuentran en estos momentos algunos de los ordenadores mas potentes del mundo, que hacen uso de técnicas de IA que les permiten procesar mucha más información en menos tiempos, basándose para ello en modelos de probabilidad. En China, compañías como Tencent, DiDi o Huawei han puesto casi todos sus recursos disponibles para esta causa y es probable que no tardemos en ver cómo estos esfuerzos se multiplican en otras partes del mundo.

 

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Los mejores cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!