Conecta con nosotros

Noticias

Los proveedores cloud facilitan que sus clientes vigilen sus emisiones

Publicado el

Los proveedores cloud quieren que sus clientes vigilen sus emisiones

Según Greenpeace, la industria tecnológica empleará el 20% de la electricidad mundial para 2025, frente al 7% que consumía en 2020. Esta subida, más que notable, se atribuye en buena parte al crecimiento de la computación en la nube. Y en un marco en el que el cambio climático es cada vez más evidente y en el que la huella de carbono de las grandes corporaciones puede marcar la diferencia, el control del consumo energético se ha convertido en uno de los principales objetivos de las tecnológicas para el futuro. Sobre todo, para los proveedores cloud, que como hemos visto van a ser los que más contribuyan al aumento del consumo energético del sector tecnológico en los próximos años.

La mayoría aspiran a un futuro de «emisiones cero», utilizando únicamente energías renovables para funcionar. Todas las que han decidido dar el paso se han marcado un calendario de hitos para conseguirlo. Pero ven que no es suficiente, y quieren contribuir a que sus clientes y partners puedan conseguirlo también. Pero con su ayuda. Por eso las principales proveedoras cloud, como Microsoft Azure, Google Cloud o la división cloud de Amazon, AWS, han lanzado diversas herramientas y paneles de control. A ellas acaba de unirse Alibaba Cloud, con una herramienta que según The Register sus clientes pueden utilizar para medir y gestionar las emisiones de carbono de su empresa.

Alibaba Cloud Energy Expert

Esta herramienta, Energy Expert, es una plataforma de software como servicio desarrollada y gestionada por Alibaba Cloud, la división de computación en la nube de Alibaba. Con ella, los clientes de la compañía pueden medir, analizar y gestionar las emisiones de carbono producto de sus actividades empresariales. Eso sí, es una plataforma de pago, desarrollada según la compañía con base en las peticiones expresas de sus clientes.

La plataforma permite contar con un proceso automatizado de información y conteo de emisiones tanto a nivel corporativo como de producto. Su fin es ofrecer a las empresas un sistema de identificación de fuentes de emisiones de carbono en sus actividades diarias y en el ciclo de vida completo de sus productos, con base en el estándar internacional ISO 14064 para la verificación de la huella de carbono, y en las especificaciones PAS 2060 para la neutralidad en carbono.

Consigue sus analíticas sobre eficiencia energética y predicciones de emisiones a través de modelos de deep learning almacenados en la nube de Alibaba. Con ella, las empresas pueden controlar el avance de su rendimiento en cuanto a sostenibilidad a través de visualizaciones en paneles de control e informes online.

Además, genera planes de optimización, con recomendaciones para ayudar a equilibrar el crecimiento de la empresa y su impacto medioambiental. Entre estas recomendaciones puede haber un aumento del uso de energías limpias, la reducción del consumo de electricidad en horas pico o maneras de optimizar la cadena de suministros.

Por ahora se desconoce cuánto cuesta utilizar este plataforma, que funciona en China desde el pasado mes de febrero y ya utilizan más de 2.000 clientes de Alibaba. Sus creadores aseguran que han conseguido un ahorro energético a través de la plataforma de 2 millones de kilovatios/hora por día. Esto es, 400.000 toneladas de emisiones de dióxido de carbono desde que empezó a funcionar.

Microsoft Azure Emissions Impact Dashboard y Google Cloud Carbon Footprint

La herramienta de Microsoft Azure en este sentido es también un panel: Emissions Impact Dashboard. Se trata de una herramienta que requiere ajustes y gestión de su configuración, y que hay que pagar por utilizar. Su misión es medir el impacto de carbono de las cargas de trabajo en la nube.

Nació debido a la necesidad que vio la compañía de medir y rastrear las emisiones de alcance 1, 2 y 3. Las primeras son emisiones directas, como las realizadas mediante el consumo de gasolina. Las de alcance dos vienen de la energía consumida, fundamentalmente con la electricidad, y las de alcance 3 son las emisiones indirectas, derivadas de la fabricación y venta de productos. En muchas empresas las de alcance 3 son las más numerosas.

Los tres tipos, tal como apunta The Register, están recogidos en el Protocolo de gases de efecto invernadero, o GHG, diseñado por un equipo que se encarga del desarrollo de estándares para cuantificar las emisiones. Microsoft está entre las empresas y proveedores cloud que financian el desarrollo de de este protocolo. Pero Google no está, y a pesar de ello, Google Cloud también es otro de los proveedores cloud que cuenta con su herramienta de medición de emisiones para sus clientes: Carbon Footprint. Eso sí, algo menos potente.

Este panel de Google mide, entre otras cosas, el uso de electricidad de los productos de Google Cloud y las emisiones del cliente al servidor asociadas con las instalaciones de generación de electricidad y los combustibles, para la mayoría de la carga eléctrica. No incluye ni las emisiones directas ni las indirectas relacionadas con la cadena de calor. Esto es, no cubre las de alcance 1 y 3.

Por tanto, es menos exhaustiva que las de otros proveedores cloud. Eso sí, el panel de Google Cloud es una parte más de la consola de gestión y control de su plataforma, GCP. Pero el de Microsoft Azure es una herramienta aparte, que supone un costo adicional a los clientes de Azure que quieran utilizarla. Es una aplicación de Power Business Intelligence Pro.

AWS Customer Carbon Footprint

En cuanto a la herramienta de AWS, se llama Customer Carbon Footprint, está disponible de manera gratuita para todos los clientes de AWS y se encarga de ayudarles a calcular su huella de carbono. Para acceder a ella hay que abrir la consola de facturación de AWS, (AWS Billing Console) y seleccionar la opción de Informes de uso y costes (Cost & Usage Reports). Entre las opciones que salen está Customer Carbon Footprint Tool que al elegirla emite un informe sobre la huella de carbono del cliente en cuestión.

En él aparecen las emisiones en función del mes elegido. No solo un resumen de su cantidad y procedencia. El informe también las divide por situación geográfica, y en función del servicio de AWS utilizado. También tiene un apartado de estadísticas por mes, trimestre y año. Información valiosa para todos los clientes de la compañía que quieran conocer exactamente su huella de carbono por utilizar servicios cloud y poder así controlarlas e incluso reducirlas.

Redactora de tecnología con más de 15 años de experiencia, salté del papel a la Red y ya no me muevo de ella. Inquieta y curiosa por naturaleza, siempre estoy al día de lo que pasa en el sector.

Los mejores cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!