Conecta con nosotros

Noticias

El creador de Python deja de ser el supervisor de su desarrollo

Publicado el

El creador de Python deja de ser el supervisor de su desarrollo

Hace ya casi 30 años que Guido van Rossum, creador de Python, comenzó a supervisar el desarrollo y la evolución de este popular lenguaje de programación. Conocido desde entonces como “Benevolent Dictator For Life” (BDFL, o Dictador benevolente vitalicio) del proyecto, Rossum ha estado desde entonces encargándose de gestionar la organización creada en torno al lenguaje, la Python Software Foundation. Pero ya no lo va a hacer más. Según Zdnet, Rossum ha presentado su dimisión como supervisor del proyecto.

Eso sí, Rossum no va a abandonar completamente a Python. Según ha manifestado en el mensaje de correo a la comunidad en el que anuncia su decisión, estará durante un tiempo formando parte de ella como “desarrollador principal común“. Además, seguirá dedicándose a orientar a otros, una tarea para la que supone que ahora estará más disponible.

Rossum apunta a que tiene ciertos problemas de salud, y el mensaje deja claro que está bastante cansado de ser el responsable de la organización. Con frases como “no quiero tener que pelear tan duro por una PEP y descubrir que tanta gente desprecia mis decisiones“. Una PEP es un listado de propuestas de mejora para Pyhton (Python Enhancement Proposals).

Todavía no están claras las implicaciones que la decisión de Python tendrá en la Python Software Foundation, de la que es Presidente, y en la que se supervisa el avance de CPython, la implementación de referencia de Python. No se sabe quién ocupará su puesto, y Rossum ya ha dejado claro que no va a nombrar un sucesor.

Por tanto, lo que suceda con Python a partir de ahora dependerá sobre todo de sus desarrolladores principales. A ellos, Rossum les pregunta directamente en el mensaje qué es lo que van a hacer al respecto. Por otra parte, no muestra preocupación por las decisiones cotidianas que aparecen en el rastreador de temas de GitHub, que puede seguir gestionándose, en su opinión, como hasta ahora.

Por tanto, el problema real al que se tendrá que enfrentar quien le suceda, tal como lo ve Rossum, es acordar los PEPs y elegir el sistema de elección de los desarrolladores principales. Cree que estos y otros aspectos pueden desembocar en conflictos.

Además, ha recordado a los desarrolladores principales que Python tiene un Código de conducta de la comunidad (CoC) y ha señalado que si no les gusta, lo único que pueden hacer es salir del grupo voluntariamente. También ha destacado algo que apunta a que los enfrentamientos en el grupo son frecuentes: “puede que haya que tomar algunas decisiones, como acordar cuánto expulsar a alguien“. Por tanto, Rossum se queda en el grupo, pero ya no tomará decisiones. No obstante, los desarrolladores tienen esperanzas de que algún día decida regresar a su puesto.

Foto: Daniel Stroud

Redactora de tecnología con más de 15 años de experiencia, salté del papel a la Red y ya no me muevo de ella. Inquieta y curiosa por naturaleza, siempre estoy al día de lo que pasa en el sector.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!