Conecta con nosotros

Noticias

Se recrudece la pelea: Toshiba demanda a Western Digital

Publicado el

Días después de que Western Digital demandase a Toshiba ante un tribunal de California para evitar que la compañía vendiese su área de chips sin su consentimiento, es la japonesa quien ha hecho lo propio con la norteamericana ante un tribunal de Tokio. El motivo de la demanda, con la que Toshiba pide 1.000 millones de dólares por daños, es la interferencia de la empresa californiana en la venta, y lo ha hecho un día después de que Western Digital haya remitido de nuevo su oferta por la división a la empresa nipona, sin que haya quedado claro si la ha mejorado o no.

Mientras tanto, Reuters asegura que Toshiba ha anunciado un retraso en los plazos para la venta de su división de chips, debido a que, al parecer, el acuerdo de pagar 18.000 millones por ella esta por ahora encallado debido a diferencias de opinión entre los miembros del consorcio seleccionado por Toshiba para quedarse con la división. Estas diferencias estarían motivadas al parecer por la demanda de la japonesa contra Western Digital, entre otros motivos.

La demanda de Western Digital ha perturbado sin duda los planes de Toshiba, que necesita el dinero de la venta con cierta urgencia para cubrir los sobrecostes debidos a la construcción de dos nucleares en Estados Unidos y que ha llevado a la bancarrota a su filial Westinghouse. Debería haber firmado la venta hoy a un consorcio formado por empresas y entidades japonesas, así como por la inversora Bain Capital, pero finalmente no ha podido ser, debido a la escalada legal entre la nipona y Western Digital.

El CEO de Toshiba, Satoshi Tsunakawa, ha manifestado que la compañía está esperando a que haya acuerdo en el grupo que han seleccionado para la ventana, lo que esperan que se produzca lo antes posible. En todo caso, esperan que la venta haya quedado completada a finales de este año financiero, en marzo de 2018. Tsunakawa se ha disculpado por este retraso, el último en una cada vez más larga lista de contratiempos para el grupo, que incluyen que la empresa haya quedado relegada a la segunda sección de la Bolsa de Tokio.

Pero no parece que vaya a haber una solución sencilla a este problema: Western Digital, que opera de forma conjunta con Toshiba la principal planta de semiconductores de la nipona mediante una empresa conjunta, alega que el grupo japonés está rompiendo con la venta de su división de chips los contratos que tiene firmados con ella, y está solicitando la mediación de un tribunal estadounidense para evitar que fructifique cualquier acuerdo al que no de su consentimiento. Esto ha llevado a su vez a que Toshiba denuncie a Western Digital.

Los directivos de Toshiba están, a pesar de todo, enviando mensajes contraductorios a este respecto. Por un lado, Tsunakawa criticó a Western Digital en el encuentro que ha mantenido en las últimas horas con los accionistas, diciendo que interfería en las ventas. Pero el responsable de la división de chips de la nipona ha comentado que la empresa estaba preparada para ceder y esperaba solucionar la disputa lo antes posible. No se sabe como quedará el tema, puesto que entre otras cosas, Western Digital se opone a que SK Hynix participe en el grupo que se quedaría con la división.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!