Conecta con nosotros

Noticias

AMD cierra el segundo trimestre en verde, pero sus acciones bajan

Publicado el

La compañía que dirige Lisa Su ha publicado los resultados del segundo trimestre de 2019 y los números son, en general, muy buenos. AMD ha cumplido con las previsiones de ingresos que habían lanzado los principales analistas, y ha demostrado que puede mantenerse sin problemas en el buen camino.

Si comparamos los resultados con los obtenidos en el primer trimestre de 2019 vemos una tendencia positiva, pero no ocurre lo mismo si hacemos una comparativa año sobre año. Durante el segundo trimestre de 2018 (un año muy bueno para la compañía) AMD registró unos ingresos de 1.760 millones de dólares, cifra que contrasta con los 1.530 millones de dólares que ha obtenido en el segundo trimestre de 2019.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España 20 casos de éxito en 2020
Descubre cómo las empresas se reinventan tras la pandemia ¡Descárgate la guía!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Los números hablan por sí solos, y efectivamente se aprecia una ralentización clara, aunque debemos ponerla en contexto. Como habrá podido intuir más de uno de nuestros lectores esa caída anual a nivel de ingresos tiene como «culpables» a la división de Computación y Gráficos y a la unidad de Soluciones Semipersonalizadas. Dicho de una forma más simple, se debió a una bajada en las ventas de tarjetas gráficas y de chips semipersonalizados.

Es un hecho que tras el pinchazo definitivo de la burbuja de las criptodivisas las ventas de tarjetas gráficas se han ido normalizado hasta terminar experimentando una clara tendencia a la baja. Las ventas de soluciones semipersonalizadas, principalmente APUs utilizadas en las consolas PS4-PS4 Pro y Xbox One S-Xbox One X, también se ha reducido por una menor demanda debida a la ralentización de las ventas de dichas consolas.

Podemos decir sin miedo a equivocarnos que es un escenario normal y perfectamente comprensible. Las consolas de la generación actual se encuentran en la fase final de su ciclo de vida, y además tanto Sony como Microsoft han confirmado que lanzarán su nueva generación en 2020, así que el interés alrededor de PS4 y Xbox One S ha bajado considerablemente.

Por otro lado también hay que tener en cuenta que la mayoría de usuarios de PC no tienen motivos reales para actualizar su tarjeta gráfica. En este tema también influyen las consolas, y es que los desarrollos de videojuegos se centran en PS4 y Xbox One S, lo que hace que los requisitos de los juegos sigan estando al nivel de un hardware propio de 2013, con todo lo que ello supone para el consumidor (puede alargar los ciclos de renovación).

Echando un vistazo al resto  de resultados clave nos encontramos con unos ingresos netos de 35 millones de dólares y unas ganancias por acción de 0,03 dólares. Otro dato importante es que AMD logró reducir su deuda principal en 392 millones de dólares (año sobre año).

Bien, con estos números sobre la mesa, ¿por qué han caído las acciones de AMD? Pues muy sencillo, porque las previsiones de la compañía para el tercer trimestre de 2019 han estado por debajo de las expectativas de los analistas. Esperan cerrar con unos ingresos de 1.800 millones de dólares, una cifra que queda por debajo de los 1.950 millones de dólares previstos por los inversores.

Las acciones de AMD bajaron desde los 33,87 dólares hasta los 31,66 dólares por acción, aunque poco a poco han logrado recuperarse hasta llegar a los 33,07 dólares.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!