Cómo prolongar la vida de la batería de tu Ultrabook

Ultrabook-autonomia

La batería es uno de esos componentes esenciales en un ordenador portátil y más aún en un Ultrabook profesional que debe permitir amplias jornadas de autonomía en movilidad, tanto en el trabajo como en el hogar, favorecido por el auge del fenómeno del BYOD.

La nueva plataforma de procesamiento Intel Haswell ha apostado especialmente por el aumento de autonomía de los equipos, con modelos de ultrabajo voltaje que unido a los nuevos estados de baja potencia y baterías de mayor capacidad y eficiencia, consiguen que nos acerquemos al sueño de tener un portátil «con autonomía para todo el día».

Una autonomía que podemos extender con unos unos sencillos pasos como usar valores predeterminados de ahorro de energía del sistema operativo, disminuir valores de brillo de pantalla, detener servicios que no utilicemos, desconectar periféricos, y otras acciones que ya te explicamos en este especial.

En cuanto a la batería, debe tener un mantenimiento especial ya que es el componente que dota de energía a nuestro Ultrabook en movilidad, comprobando su estado, determinando su número de ciclos, calibrándola y usando una herramienta de monitoreo de la batería como la que proporciona el HP Battery Check.

También aumentando su vida útil. Teniendo en cuenta que la ‘muerte’ temprana de la batería llega de un sobrecalentamiento o de un voltaje incorrecto en su alimentación, lo primero es asegurarse de comprobar el voltaje de su adaptador observando las especificaciones de la misma, especialmente si se utiliza un adaptador de repuesto.

En cuanto al sobrecalentamiento, es recomendable usar una almohadilla de enfriamiento cuando se utiliza un ordenador portátil en el regazo, evitando situar el Ultrabook en una almohada, manta, u otra superficie blanda que puede calentar o bloquear las salidas y ventiladores de refrigeración.

Evitar situar el portátil en ambientes con temperaturas superiores a 26 grados centígrados es otra de las recomendaciones, como esperar a que vuelva a la temperatura ambiente antes de ponerlo en marcha si se ha sobrecalentado.

Otras opciones a considerar es la retirada de la batería cuando pasemos grandes periodos conectados a la red eléctrica. En cuanto a la recarga, en las nuevas baterías de iones de litio no es necesario la descarga completa aunque es recomendable realizarla aproximadamente cada 30 ciclos.

Mantener limpios los contactos de la batería es obligatorio como también limpiar el teclado y el resto del Ultrabook con regularidad para evitar que el polvo se introduzca dentro del equipo obstruyendo rejillas y ventiladores, perjudicando la refrigeración de componentes.

Pasos sencillos que ayudarán a prolongar la vida la batería y aumentar la autonomía, un aspecto esencial para la movilidad de nuestro Ultrabook.