Conecta con nosotros

Noticias

AMD refuerza su presencia en el sector HPC (computación de alto rendimiento)

Publicado el

AMD procesadores

Zen ha sido un pilar clave en la recuperación de AMD, eso no admite discusión. La apuesta del gigante de Sunnyvale por esta arquitectura generó dudas, pero estas desparecieron por completo cuando se produjo la llegada de Zen 2. Esta revisión confirmó que Lisa Su había devuelto a AMD al buen camino, y que al apostar por un diseño MCM (módulo multichip) habían creado una arquitectura que no solo era eficiente en la oblea, sino que además ofrecía un gran valor en términos de escalabilidad, y permitiría conseguir un buen nivel de rendimiento.

No es casualidad que antes de la llegada de Zen la presencia de AMD en el sector HPC fuese muy limitada, y que desde entonces, y hasta hoy, su participación en dicho sector haya crecido exponencialmente. Para entenderlo solo tenemos que ver los últimos datos que ha compartido la compañía de Sunnyvale aprovechando el marcado de la SC21. A día de hoy, 73 sistemas del top de 500 superordenadores del mundo están basados en soluciones AMD, una cifra que representa el triple comparada con los resultados del año pasado.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España ¡Participa y envíanos tu caso de éxito!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Por otro lado, cuatro de los diez superordenadores más potentes están impulsados por CPUs AMD, y tras solo ocho meses desde la llegada de la serie EPYC de tercera generación, esta ya está presente en 17 de esos 73 superordenadores que utilizan soluciones AMD. Como habíamos anticipado, son datos muy positivos que confirman, en definitiva, que Lisa Su ha sabido manejar con maestría el timón de AMD desde que asumió el cargo. Pero esto no esto, hay otros detalles de interés que vale la pena tener en cuenta, ya que nos ayudan a entender mejor el momento dorado que vive la firma de Sunnyvale a día de hoy.

Superordenadores tan potentes e importantes como el Frontier, diseñado para el Laboratorio Nacional de Oak Ridge, el HPE Adastra y Polaris, que permite a los científicos y desarrolladores del Laboratorio Nacional de Argonne abordar una serie de proyectos importantes centrados en la ciencia, la ingeniería y la inteligencia artificial, utilizan procesadores EPYC de tercera generación, y en el caso del Adastra también nos encontramos con las nuevas aceleradoras gráficas AMD Instinct MI250x, las primeras en contar con un diseño de GPU basada en dos chips interconectados que utilizan la arquitectura CDNA 2.

El futuro de AMD a corto plazo pasa por la utilización de memoria caché apilada en 3D para mejorar el rendimiento, una novedad que, como vimos en su momento, será utilizada en los nuevos procesadores Milan-X. A largo plazo, veremos el debut de la arquitectura Zen 4 y Zen 4c, que supondrá el salto a los 5 nm y que permitirá alcanzar un conteo máximo de 128 núcleos y 256 hilos por procesador, una cifra que ahora mismo solo es posible en configuraciones de doble socket.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!