Conecta con nosotros

Noticias

Intel sorprende al mercado con unos resultados decepcionantes

Publicado el

El CEO de Intel espera que la escasez de chips dure al menos hasta 2024

No se esperaban los accionistas de Intel unos resultados tan negativos. Y es que pese a que Pat Gelsinger está poco a poco consiguiendo enderezar el rumbo de la empresa, de momento las cifras de negocio no parecen dar buenas noticias a la multinacional americana. En la que ha sido la presentación de resultados del último trimestre, el fabricante de chips ha declarado pérdidas en prácticamente todas sus divisiones de negocio, firmando en conjunto una caída del 22% de sus ingresos con respecto al año pasado.

La situación es peor si lo que se examinan son sus ingresos netos, donde la chipera se deja nada menos que un 109%, lo que equivale el dejar de «meter en caja» 500 millones de dólares, por mucho que en total la compaía haya reportado unos ingresos de 15.300 millones.

En cuanto a sus divisiones principales de negocio, el área de cliente final reportó ingresos de 7.700 millones de dólares, un 25% menos que el año pasado; el grupo de centros de datos e inteligencia artificial (IA) registró ingresos de 4.600 millones de dólares, lo que representa una disminución del 16%, y solo el grupo de redes y perimetrales experimentó un crecimiento positivo.

De las divisiones más pequeñas de la compañía, MobileEye fue la más destacada, registrando un crecimiento neto del 41% y unos ingresos de 460 millones. En el lado opuesto encontramos a Intel Foundry Services, declarando una diminución de su negocio de nada menos que del 54% y unos ingresos de 122 millones. Finalmente, su área de tarjetas gráficas (Accelerated Computing Systems and Graphics Group) presentó un modesto crecimiento del 5%.

En la presentación de estos resultados, el CEO de Intel reconoció que «los resultados de este trimestre estuvieron por debajo de los estándares que hemos establecido para la empresa y nuestros accionistas». Prometió eso sí propósito de enmienda y aseguró que «debemos hacerlo y lo haremos mejor. La repentina y rápida disminución de la actividad económica fue el mayor impulsor de estos resultados, pero el déficit también refleja nuestros propios problemas de ejecución. Estamos respondiendo a las cambiantes condiciones comerciales, trabajando en estrecha colaboración con nuestros clientes mientras nos mantenemos centrados en nuestra estrategia y oportunidades a largo plazo. Estamos adoptando este entorno desafiante para acelerar nuestra transformación».

En respuesta a algunas de las preguntas que plantearon los inversores, Gelsinger explicó cómo desde su llegada a la presidencia de la compañía, Intel ya ha abandonado seis unidades de negocio que no estaban funcionando como deberían (la última Intel Optane) y que a la vez, la emprea sigue enfocada en la reducción de gasto y la optimización de operaciones.

«Estamos reduciendo los gastos básicos en el año  2022 y buscaremos tomar medidas adicionales en el segundo semestre del año. Es importante destacar que la disciplina de gastos no está afectando a la estrategia, y seguimos firmemente en camino de lograr la paridad de rendimiento de los procesos en 2024 y un liderazgo incuestionable en 2025. Este objetivo es nuestra verdadera guía» aseguró.

 

 

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!