Conecta con nosotros

Opinión

Google, Hacienda somos todos

Publicado el

hacienda pública

Irlanda es un paraíso, en muchos sentidos positivos. Estrictu sensu no se le puede aplicar la denominación de paraíso fiscal (no lo es, porque allí se pagan impuestos), pero sí es cierto que su Hacienda Pública es mucho menos exigente que las de Europa continental, como la española.

¿Qué consigue Irlanda con una baja fiscalidad para las empresas? Atraer inversiones, ser un imán para que multinacionales (especialmente tecnológicas, porque las financieras estaban enLondres y ahora se van a ir a Frankfurt y París) pongan allí su sede y generen puestos de trabajo. Muchos de estos empleos no requieren una gran formación intelectual: basta con el “santo grial” de saber hablar inglés, que, aún con un fuerte acento irlandés, hablan los irlandeses. Ya se sabe el dicho de los anglosajones para seguir manteniendo su primacía en el mundo -aunque el adagio sea una falsedad, porque negocios se hacen en todos sitios, véase, por ejemplo, Rusia o China, países grandes que tienen su propio idioma-: “el inglés es la lengua de los negocios”.  Ya, y el español es el idioma del cante flamenco. ¡Venga ya, hombre, por favor, seamos serios! Que lo que las tecnológicas montan en Irlanda son call centers (en España hay mucha gente que ya habla inglés perfectamente, podríamos, por tanto, tener nosotros esos call centers) y una estructura fiscal por la que pagan allí inmensamente menos por el impuesto de sociedades que en Francia, Italia o España.

Y que algunas multinacionales tecnológicas afincadas en España hagan esto es de una extrema gravedad y una fuerte irresponsabilidad. Desde que nuestro Gobierno acogió la senda de la consolidación fiscal y la reducción del déficit público en cumplimiento con los compromisos con Bruselas, para no ser intervenidos en 2012, hemos vivido años de austeridad presupuestaria que han afectado a los servicios públicos esenciales: educación, sanidad, etc.

En España, los ingresos medios por familia, según el INE, son de 22.000 euros al año. Con esos ingresos, ¿puede vivir bien una familia pagando sus facturas de luz, gas, hipoteca, coche, etc si no dispone de un buen sistema de salud y de educación públicos? Ayer lo dijeron Michelle Obama y la Reina Letizia: la educación, en este caso, para las niñas, es la mejor forma de lucha contra la pobreza, la exclusión social y una formidable manera de justicia social, añadió la Reina. Eso sí, esas inversiones en sanidad y educación, por no hablar de pensiones o prestaciones por desempleo, cuestan dinero y unas se financian vía cotizaciones (pensiones) y otras vía impuestos (educación).

En este contexto de austeridad en que, como dice Luis de Guindos “hemos salido de la recesión, pero no de la crisis”, que se siga investigando a empresas tecnológicas como Google porque pagan sus impuestos en Irlanda, pagando en España lo mínimo al declarar ingresos paupérrimos en nuestro país, es un chiste, cuando no una ordinariez. Si no fuera porque en España (datos EPA, que son los oficiales reportados a Bruselas y no los del dato registrado del antiguo INEM o SPEE) hay 4,8 millones de parados, 1 millón de familias con todos sus miembros en paro, 3,4 millones de personas, atendidas por Cáritas, en riesgo de exclusión social, etc, las magras excusas que arguye Google me parecen, simplemente, una aberración.

¿Acaso alguien piensa que si la Agencia Tributaria no tuviera mucho más que sospechas sobre lo que hace Google habría enviado a los inspectores a sus oficinas a buscar evidencias? Hacienda ha hecho de todo en estos años, excepto el ridículo. Y es una situación que ya han vivido otros gigantes tecnológicos en España, como Facebook y Microsoft, entre otros muchos.

Los famosos morosos con Hacienda

La Hacienda Pública es sabia: ha hecho públicos los nombres de los morosos (en los últimos seis meses y solo aquellos que deben más de un millón de euros) y afloran nombres de famosos que deben al erario público la friolera de más de 15.000 millones de euros. Tan sólo las constructoras e inmobiliarias “nos deben a todos los españoles” 6.200 millones de euros. Futbolistas y demás intelectuales del balón, tienen una deuda conjunta de 160 millones de euros.

Es cierto que las pensiones se financian vía cotizaciones a la Seguridad Social. Pero, por favor, permítaseme una hipótesis: ¿no es verdad que esos 15.000 millones de euros habrían venido muy bien para pagar la “extraordinaria de verano de los pensionistas”? Porque resulta que no había suficiente dinero en cash disponible y ha habido que utilizar el Fondo de las Pensiones y retirar 8.000 millones de euros. Si las pensiones se financiaran vía impuestos, esos 15.000 millones de los morosos que deben más de un millón de euros a Hacienda habrían solucionado el problema. No se trata de aumentar los impuestos, en absoluto. Hay que crear empleo de calidad y, con él, habrá más pago de impuestos y de cotizaciones. Estoy hablando de cumplir con las obligaciones contraídas con un Estado, con una sociedad, con una comunidad que te acoge (Google, toma nota: España te ha acogido, no nos estás haciendo un favor a los españoles, si acaso a los irlandeses) y te provee de un mercado y te compra tus productos. Hacienda dice que Google declara ingresos muy inferiores a los reales y que lo que paga, lo hace en Irlanda.

Espero que no sea así. Desearía que Google, Facebook, Microsoft, etc, asumieran su responsabilidad con la sociedad española. Porque como decía el anuncio de la época de Felipe González, “Hacienda somos todos”.

jorge diaz cardielJorge Díaz-Cardiel. socio director general de Advice Strategic Consultants. Economista, Sociólogo, Abogado, Historiador, Filósofo y Periodista. Ha sido Director General de Ipsos Public Affairs, Socio Director General de Brodeur Worldwide y de Porter Novelli International; director de ventas y marketing de Intel Corporation y Director de Relaciones con Inversores de Shandwick Consultants. Autor de más de 5.000 artículos de economía y relaciones internacionales, ha publicado más de media docena de libros, como La victoria de América, Éxito con o sin crisis y Recuperación Económica y Grandes Empresas, Obama y el liderazgo pragmático, La Reinvención de Obama, Contexto Económico, Empresarial y Social de la Pyme en España, entre otros. Es Premio Economía 1991 por las Cámaras de Comercio de España.

 

Periodista especializada en tecnologías corporate, encargada de las entrevistas en profundidad y los reportajes de investigación en MuyComputerPRO. En el ámbito del marketing digital, gestiono y ejecuto las campañas de leads generation y gestión de eventos.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!