Conecta con nosotros

Noticias

La compra de SolarCity por Tesla está en peligro

Publicado el

La compra de SolarCity por Tesla está en peligro

La adquisición de SolarCity por parte de Tesla a principios del mes de agosto, a cambio de 2.600 millones de dólares, generó un gran revuelo en el seno de la empresa liderada por Elon Musk, debido al rechazo de multitud de inversores y accionistas de la empresa de vehículos, que veían que la operación era un capricho del arriesgado ejecutivo. Así pues, comprar a golpe de talonario una empresa que arrastra pérdidas y que ha sido fundada por los primos de Musk, Peter y Lyndon Rive es cuestionable, pero si ya también es accionista el propio CEO de Tesla de la mercantil especializada en la instalación de paneles solares la cosa no acaba de oler bien para muchos inversores. Para evitar las protestas, la primera semana de septiembre, Elon Musk depositó 489 millones de dólares de su propio bolsillo para defender la operación, una vez que sus palabras de todas las ventajas y oportunidades que podía aportarles la tecnología y talento de SolarCity no cuajara.

Ahora, esta inversión personal, que sumándole el desastre de SpaceX le hizo perder una undécima parte de su fortuna en un día, es decir, 779 millones de dólares; parece que tampoco le va a servir para contentar a los inversores de Tesla, que han obligado a frenar el cierre definitivo de la adquisición a causa de las demandas presentadas por varios accionistas descontentos con la maniobra salvadora de Elon Musk, donde el tener que asumir más pérdidas de las previstas al cerrar el trimestre tampoco ha ayudado.

Tal y como aseguran desde Reuters, el propio Elon Musk es el que ha reconocido que la presentación de varias demandas se han convertido en un óbice para completar la operación de compra de SolarCity, debido a que su intención es frenar la fusión por la vía judicial. De momento, se conocen cuatro demandas que han sido depositadas en los tribunales de Delaware durante los primeros quince días de este mes, basándose en la supuesta falta de responsabilidad de la junta directiva de Tesla por permitir la fusión sin valorar la opinión o beneficio que pueden aportar a los accionistas. Para ello, han solicitado como medida cautelar previa bloquear la fusión hasta que se dicte un fallo judicial al respecto, y que entre en el fondo del asunto, lo que podría llevar meses o incluso más de un año.

Este supuesto engaño tampoco ha sentado bien en el valor de las acciones de ambas compañías en la Bolsa, puesto que si bien los títulos bursátiles de Tesla han descendido un 11% desde que se anunció el acuerdo en la primera semana del mes de agosto, este mes y medio de reflexión ha sentado aún peor a SolarCity, cuya valoración en los parqués ha caído en un 31% respecto a su valoración antes de su compra.

Ahora sólo queda esperar para ver si los accionistas consiguen bloquear la operación, la propia Tesla cancela el acuerdo ante la falta de apoyo de accionistas e inversores o bien Elon Musk consigue completar la fusión de dos de sus empresas.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!