Conecta con nosotros

Noticias

Los fabricantes europeos de motos invertirán en electrolineras

Publicado el

Tesla

Aunque las esperanzas de muchos, y especialmente las de los más concienciados con los problemas del medio ambiente, se depositan en la llegada masiva de los coches eléctricos, lo cierto es que esta alternativa a los vehículos que funcionan con combustibles fósiles no termina de cuajar. Hay varias razones para ello, como la poca oferta de coches eléctricos, su mayor precio que el de sus “hermanos” de gasolina y gasoil, el tiempo de carga que requieren y, por último pero no por ello menos importante, las pocas estaciones de carga para coches eléctricos (ya denominadas, de manera común, electrolineras).

Es cierto que la autonomía (la distancia que pueden recorrer con una carga completa) de estos vehículos va aumentando de manera significativa, pero esto no supondría tanto problema de existir una red de carga que se acercara, cuantitativamente, a la de las estaciones de servicio de combustibles convencionales. Dicho de otro modo, a mí no me preocuparía que la autonomía de mi coche eléctrico fuera de, pongamos, 300 o 400 kilómetros, si supiera que cada 25 kilómetros tengo un punto en el que puedo volver a cargarlo. Ese, junto con el precio de los coches, es el gran problema.

La buena noticia es que, según informa hoy la Agencia Reuters, varios fabricantes alemanes han llegado a un acuerdo para la instalación de electrolineras de carga ultra rápida a lo largo y ancho de Europa. El plan, que incluye a las marcas Volskwagen, Audi, Porsche, BMW, Daimler, Mercedes y Ford (concretamente su división europea), prevé empezar a poner en marcha estas estaciones de carga el año que viene, con un objetivo inicial de 400 estaciones de carga y, aunque no especifican plazos, sus planes apuntan a haber creado miles de estas en 2020. En cuanto a las especificaciones de las mimas, serán de carga combinada, compatibles con todos los estándares tanto de corriente alterna (AC) como de corriente continua (DC) y con una capacidad de carga de hasta 350 kilovatios por hora, lo que garantizaría la posibilidad de realizar cargas bastante rápidas.

En opinión de los ejecutivos que han participado en el acuerdo, que está abierto a otros fabricantes, las mejoras en las baterías son un elemento crucial en el avance del coche eléctrico, y apuestan por un gran crecimiento de este mercado a medio plazo. Más, si tenemos en cuenta escándalos recientes, como el que ha afectado a Volkswagen por las emisiones contaminantes. La bajada en el precio de las baterías se debería traducir en una disminución en el coste de los coches eléctricos, y por lo tanto en una mayor demanda. Además, cada vez son más los gobiernos que subvencionan la compra de estos vehículos, si bien hay casos, como el español, en el que el plan MOVEA se quedó sin fondos en agosto, lo que ha lastrado seriamente la venta de coches eléctricos. Dotar este tipo de programas del presupuesto adecuado, y la proliferación de electrolineras, son los dos puntos que quedan por reforzar para dar el empujón definitivo a esta tecnología.

Click para comentar

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!