Conecta con nosotros

Opinión

Revolución industrial: 5 requisitos de almacenamiento para alcanzar el éxito en IoT

Publicado el

Inmersos ya en la cuarta ola de la revolución industrial o también conocida como “transición de la industria 4.0”, vislumbramos varias tendencias tecnológicas a tener en cuenta en la gestión de los negocios. Una de ellas es la forma en la que las empresas están invirtiendo sus recursos para capturar, almacenar y generar datos a través de redes de dispositivos IoT (Internet de las Cosas) e IIoT (Internet de las Cosas Industrial), de las cadenas de producción y ensamblaje, de los sistemas ERP y de las operaciones que conectan servidores a lo largo y ancho de los continentes.

Se prevé que el uso de tecnologías emergentes como 5G, Inteligencia Artificial (IA) y Aprendizaje Automático (ML) aumente exponencialmente en los próximos años. Por esta razón, las empresas del sector industrial deben considerar la forma en que procesan y almacenan las grandes cantidades de datos que actualmente generan.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España ¡Participa y envíanos tu caso de éxito!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Evolución de las operaciones comerciales

La forma en la que operan los negocios está en constante evolución. Con más dispositivos conectados que nunca, las empresas confían en la automatización, registro y transferencia de datos para las operaciones diarias a un nivel que nunca antes lo habían hecho. Asimismo, se darán nuevos desarrollos tecnológicos como el 5G para que los dispositivos puedan operar y estén habilitados para la conectividad de próxima generación.

La elevada cantidad de datos para procesar está provocando que la potencia de computación se desplace hacia los endpoints y a los centros de datos en el edge y así poder aliviar la carga de los centros de datos principales y minimizar la latencia de la red en la medida de lo posible.

Por lo tanto, en el contexto de una cuarta revolución industrial impulsada por los datos, ¿cuáles son las consideraciones clave de almacenamiento para el éxito del IIoT?

Entorno medioambiental o factores externos

A nivel general, hay error muy común al pensar que el almacenamiento de datos debe funcionar y funcionará allá donde se instale y aplique. Como en otras soluciones o procesos, las condiciones ambientales tienen un fuerte impacto en el almacenamiento de datos y no deben ser descuidadas.

Factores como la altitud, la humedad, la temperatura o la vibración (por nombrar sólo algunos) deben tenerse en cuenta a la hora de decidir qué tipo de infraestructura de almacenamiento debe utilizar una empresa para una situación determinada.

Por ejemplo, un automóvil inteligente en el desierto con temperaturas muy elevadas o en una tormenta de nieve con temperaturas muy bajas necesitaría soportar temperaturas extremas, mientras que infraestructuras de almacenamiento ubicadas en plataformas de perforación remotas en el océano necesitarían soportar las vibraciones o los distintos grados de humedad.

Rendimiento

La cantidad de potencia de procesamiento y las demandas de rendimiento general de almacenamiento de datos pueden variar drásticamente. Por ejemplo, los requisitos de rendimiento de un smartphone antiguo son relativamente bajos debido a la tipología de tareas que se le piden.

Sin embargo, si lo comparamos con las necesidades para drones industriales impulsados por la inteligencia artificial, la diferencia es evidente. Las exigencias de almacenamiento para procesar y almacenar cantidades de datos generados por la IA en este tipo de dispositivos son significativas y ésta es una de las consideraciones que habrá que tener en cuenta para la tecnología de la IIoT.

Resistencia

Las aplicaciones de escritura y lectura intensiva dependen, en gran medida, de una solución de almacenamiento fiable y robusta para poder registrar datos durante largos períodos de tiempo.

Es especialmente importante para casos en los que los dispositivos son de difícil acceso (por ejemplo, las cámaras de imágenes térmicas), ya que habrá que confiar en que su instalación y funcionamiento sea correcto con un mantenimiento muy limitado.

Si bien el rendimiento es importante para los dispositivos de almacenamiento de datos, habrá escenarios en los que la velocidad de procesamiento no sea tan importante como la fiabilidad general, y los trabajadores industriales tendrán que definir los objetivos en función del trabajo que tengan entre manos.

Monitorización remota

A la hora de almacenar, monitorizar y capturar datos a través de la videovigilancia se dan una serie de consideraciones. ¿Cómo se está vigilando? ¿Quién tiene acceso a esos datos y con qué frecuencia?

Con el aumento de los centros de datos en el edge no siempre será necesario y/o práctico llegar físicamente a los centros de datos principales o a los dispositivos del IIoT para darles soporte.

En esas situaciones, la capacidad de vigilar a distancia para saber cuál es el estado del dispositivo de almacenamiento será importante para el mantenimiento a largo plazo y para asegurar que no haya complicaciones.

Retención de datos

La capacidad para almacenar datos durante largos períodos de tiempo suele ser crucial para los registros de una empresa, ya que sirven de ayuda para fundamentar decisiones estratégicas. Si una empresa está procesando y registrando datos críticos -ya sea información gubernamental o registros médicos- es necesario almacenarlos durante un período de tiempo prolongado para cumplir con las regulaciones y así reducir el mayor número de errores.

En este tipo de situaciones, la capacidad para almacenar datos durante largos periodos de tiempo será necesaria y se requerirá una solución de almacenamiento apropiada para permitirlo.

Cuando las empresas establecen sus estrategias de negocio o adquieren soluciones innovadoras para sus procesos, rara vez la demanda de datos que supone la cuarta revolución industrial es el primer objetivo a tener en cuenta; y eso debería cambiar. Al comprar nuevas tecnologías, las empresas del sector industrial lo primero que deberían hacer es considerar si tienen la capacidad de almacenamiento necesaria para poder soportar nuevos dispositivos de manera efectiva. Bien se trate de almacenamiento flash o de discos duros (HDD), es fundamental que las empresas inviertan en soluciones apropiadas que satisfagan sus demandas.

Gracias a la Smart Technology, las compañías son ahora más eficientes y productivas puesto que tienen la capacidad de procesar y analizar los datos de los dispositivos mucho más rápido. La industria 4.0 es un reflejo de la forma en la que la tecnología está transformando las operaciones comerciales, pero es importante que se tengan en cuenta las consideraciones relativas al almacenamiento para alcanzar su pleno potencial.

Firmado: Christophe Vaissade, director de ventas de Western Digital EMEA

El equipo de profesionales de MCPRO se encarga de publicar diariamente la información que interesa al sector profesional TI.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!