Conecta con nosotros

Noticias

Europa limitará a las tecnológicas la autopromoción de sus servicios y el uso de datos de terceros

Publicado el

Europa Comisión europea

Los legisladores de la Unión Europea están dando pasos para limitar la capacidad que tienen las grandes tecnológicas para promocionar sus propios servicios en los resultados de búsqueda en detrimento de los de sus rivales. Así lo ha confirmado la Vicepresidenta y Comisaria de Competencia de de la Comisión Europea Margrethe Vestager, que ha asegurado que dentro de unas semanas se aprobará una proposición de ley para prohibir en Europa lo que ha calificado de «autopreferencia injusta».

El motivo para que la UE actúe contra esta práctica es que las plataformas que controlan el acceso a terceros tienen la capacidad de manipular la manera en la que clasifican a los distintos negocios, y a que muestran sus servicios de manera más visible que los de sus rivales. Así lo ha asegurado Vestager en un discurso.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España 20 casos de éxito en 2020
Descubre cómo las empresas se reinventan tras la pandemia ¡Descárgate la guía!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Se espera que la Comisión proponga un paquete de medidas legislativas este mes de noviembre para actualizar las reglas de comercio electrónico, que ya llevan bastante tiempo en vigor, y proponer nuevas medidas y restricciones para las plataformas que tengan un poder de mercado significativo. Estas medidas estarán recogidas en la Ley de servicios digitales (DSA) y en la Ley de mercados digitales (DMA), que se presentarán, como se ha mencionado, en breve.

La DSA sustituirá a la Directiva de comercio electrónico actual, y en ella se pedirá que los servicios digitales «tengan más responsabilidad con respecto a la publicación de contenido ilegal y a los productos peligrosos».

Para Vestager, estas nuevas responsabilidades que tendrán las plataformas «ayudarán a mantener a los europeos tan seguros online como en el mundo real. Protegerán a las empresas legales, que siguen las normas, de las ventas a bajo precio de otros que venden productos de poca calidad y peligrosos. Y aplicando los mismos estándares en toda Europa, asegurarán que cada europeo pueda contar con la misma protección, y que las empresas digitales de todos los tamaños puedan operar con facilidad por Europa, sin tener que hacer frente a los costes originados de tener que cumplir normas distintas en cada país europeo«.

Además, la comisaria ha confirmado que se pedirá cumplir con más requisitos de transparencia en dichas normas. Por ejemplo, en lo relacionado con la retirada y recomendaciones sobre contenido. También tendrán que ofrecer más datos sobre la publicidad online, como informar de quién paga un anuncio y las razones por las que se nos ha elegido para que se nos muestre un comercio en concreto.

Margrethe Vestager ha apuntado también que la propuesta de la DMA tendrá dos componentes: una lista clara de cosas que pueden y no hacer las grandes plataformas tecnológicas, y una infraestructura de investigación de mercado armonizada, que tendrá alcance europeo. De esta manera, el ejecutivo tendrá el poder necesario para intervenir de manera preventiva en mercados digitales para abordar problemas estructurales antes de que se enquisten y lleven a monopolios de Internet. Por ahora se desconoce qué habrá en la lista de cosas que podrán hacer o no las plataformas tecnológicas.

No obstante, además de impedir a las plataformas la promoción de sus servicios frente a los de terceros, en la lista puede estar una medida que afectará a las principales plataformas de venta, que van a afrontar controles de la UE en el futuro sobre cómo pueden utilizar los datos de ventas de terceros. Vestager señala que la asimetría de las plataformas en el acceso que tienen a los datos de los vendedores y en la competencia contra estos vendedores en otros mercados puede dañar seriamente la equidad, y que la propuesta busca evitar que las grandes plataformas puedan hacer un mal uso de los datos de negocio de sus usuarios.

Otro de los objetivos de la DMA implica la reforma de las normas de competencia digital, dado que los legisladores de la UE quieren hacer que el marco normativo evolucione al mismo ritmo que las empresas digitales. Con esto, el mensaje que quiere enviar la UE a los gigantes tecnológicos es que las cosas van a tener que cambiar, y que se les pedirán más responsabilidades. Además, la Comisión Europea va a prestar mucha atención a cómo se van reforzando las nuevas normas digitales.

De hecho, lo que se ha denominado refuerzo efectivo será un componente vital del paquete de normas DSA, informando de qué normas funcionan, de forma que hasta las empresas más grandes tendrán que hacer en Europa lo que se supone que deben hacer. El paquete de leyes incluirá medidas dirigidas a fomentar la colaboración entre las autoridades nacionales, de manera que puedan asegurar el refuerzo de las normas en toda la UE.

De esta forma se busca poner en marcha en Europa un sistema permanente de cooperación que ayudará a los reguladores a trabajar con más eficiencia en la protección de los consumidores europeos. Y dará a la UE el poder para actuar para reforzar la normas frente a las plataformas demasiado grandes, y de intervenir de manera proactiva para promover y apoyar la competencia.

Redactora de tecnología con más de 15 años de experiencia, salté del papel a la Red y ya no me muevo de ella. Inquieta y curiosa por naturaleza, siempre estoy al día de lo que pasa en el sector.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!