Conecta con nosotros

Noticias

TSMC apuesta por los procesadores EPYC de AMD y logra reducir costes

Publicado el

Como sabrán muchos de nuestros lectores, TSMC es uno de los gigantes tecnológicos más importantes del mundo, no en vano es uno de los mayores fabricantes de semiconductores que existen a día de hoy. La compañía es reconocida mundialmente por su trabajo como «cocinera» de obleas de silicio, pero lo cierto es que detrás de todo eso hay un importante conjunto de tareas que son fundamentales y que, por desgracia, no tienen la visibilidad que merecen.

Estoy hablando de la investigación y el desarrollo, dos claves básicas que permiten a TSMC mantenerse en lo más alto y seguir siendo de los fabricantes de semiconductores más importantes del mundo. Sin esos dos pilares, la compañía no podría alcanzar esas innovaciones, esos descubrimientos y esas mejoras que le permiten completar las transiciones de un proceso a otro de forma efectiva, sostenible, eficiente y en espacios de tiempo relativamente cortos.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España ¡Participa y envíanos tu caso de éxito!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Con la llegada de la pandemia de la COVID-19, TSMC tuvo que afrontar desafíos importantes, no solo en todo lo relacionado con la investigación, el desarrollo y la fabricación de semiconductores, sino también de cara a la gestión de sus servicios de TI y a la creación de un entorno de trabajo colaborativo. Para superar esa encrucijada, la compañía apostó por los procesadores EPYC de AMD, y eligió la plataforma HPE DL325 G10, equipada con un procesador AMD EPYC 7702P de segunda generación, que suma 64 núcleos y 128 hilos, gracias a la tecnología SMT, y que es capaz de alcanzar una velocidad, en modo turbo, de hasta 3,35 GHz.

Simon Wang, Director de la División de Servicios de Infraestructura y Comunicaciones de TSMC, ha comentado algunos aspectos muy interesantes que debemos tener en cuenta:

«Nuestros centros de datos existentes están limitados por el espacio y la energía. Necesitábamos encontrar productos que pudieran introducirse de forma natural en la plantilla, e implementarse en nuestros centros de datos. Tenemos dos VM para nuestras cargas de trabajo en función de su complejidad, pero mantenerlas en un servidor no es óptimo, ya que si tuviera un servidor que soportara 20 máquinas, entonces cuando el servidor se caiga, 20 máquinas recibirán el golpe. Es por eso que tenemos dos tipos de configuraciones de servidor VM para reducir el riesgo en caso de caída.

Para sus cargas de trabajo generales, la densidad de memoria es una clara ventaja de los AMD EPYC, según Wang, y con los AMD EPYC se requieren menos recursos para cada instancia virtual en la implementación del HCI, mientras se logra un mejor rendimiento. TSMC ha logrado un importante ahorro al tener menos servidores físicos, gracias a la alta densidad de núcleos por procesador (esto redujo los costes de administración y energía, así como el espacio requerido en el centro de datos, los costes asociados a la refrigeración y al mantenimiento).

Con un bloque de construcción estándar, TSMC puede generar alrededor de 1.000 máquinas virtuales, y estas pueden controlar hasta 1.000 herramientas en la sala. Esto representa un ahorro enorme de costes, sin sacrificar la fiabilidad ni la redundancia de la conmutación por error. La compañía ha confirmado que está muy satisfecha con su experiencia, y que por eso está trabajando en la implementación de nuevos equipos basados en la CPU EPYC 7F72 dirigidos a su división de I+D.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!