Conecta con nosotros

Noticias

Inventan un disco óptico capaz de almacenar 500 TB de datos durante billones de años

Publicado el

En la carrera por desarrollar el mejor soporte para almacenar información, hace tiempo que parece que los discos ópticos han dejado de ser atractivos. Los lectores de CD y DVD, han desaparecido de la mayoría de los equipos domésticos y nunca han encontrado su espacio en el centro de datos. En cambio, las modernas unidades de almacenamiento flash, los discos duros e incluso, el almacenamiento en cinta, siguen siendo los formatos más demandados.

Ahora sin embargo, un grupo de investigadores de la Universidad de Southampton (Reino Unido) acaba de demostrar que invertir en tecnología láser no sólo sigue teniendo sentido para almacenar la información, sino que puede ser la mejor forma de preservarla. Esto es lo que  prometen con lo que han bautizado como 5D, un nuevo sistema de almacenamiento óptico que ofrece una densidad 10.000 veces superior a la que encontramos en un disco Blu-ray.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España ¡Participa y envíanos tu caso de éxito!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

La nueva técnica, desarrollada por estos científicos británicos, impacta de lleno además en uno de los grandes problemas que tenía el almacenamiento óptico tradicional: la velocidad de escritura de los datos. En este caso, prometen que esa velocidad se ha aumentado de forma dramática, sin que afecte a la fiabilidad de la información.

Para que esto sea posible, este tipo de almacenamiento a nivel de nanoescala, escribe los datos en tres capas de puntos, sobre un disco de vidrio. El tamaño, la orientación la posición (en 3D) de los puntos, dan lugar a las cinco dimensiones que se interpretan a la hora de codificar y leer los datos. Pero lo más interesante no solo es la enorme cantidad de información que se puede almacenar en un tamaño tan reducido, sino su durabilidad.

Los investigadores afirman en este sentido, que un disco 5D podría seguir siendo legible después de 13.800 millones de años, sin que se produjera pérdida de información. Este tipo de soporte no solo es mucho más resistente a esos arañazos que han perjudicado a las generaciones anteriores, sino que también resiste como pocos las altas temperaturas, pudiendo permanecer inalterados hasta los 1.000 grados.

Como explican desde Extremetech, esta no es la primera vez que oímos hablar de estos discos ópticos en 5D. Anteriormente se habían hecho públicos proyectos similares que, sin embargo, tenían el gran inconveniente de ser muy poco prácticos. Los datos se grababan en ese caso, con un único láser, pero si el láser se movía demasiado o no era lo suficientemente estable, la integridad estructural del disco se veía comprometida.

¿Qué es lo que ha cambiado ahora? En la nueva técnica desarrollada por los científicos de Southampton, se utiliza un láser de femtosegundo con una alta tasa de repetición. El proceso comienza con un pulso de alimentación que crea un nano espacio vacío, sin que realmente se escriba ningún dato. A continuación, impulsos más débiles y repetidos aprovechan un fenómeno conocido como mejora del campo cercano para esculpir las nanoestructuras de forma más suave y precisa.

Tras realizar pruebas con distintas potencias en el pulso láser, los investigadores encontraron un nivel que aceleraba la escritura de datos sin dañar el disco de vidrio. ¿Cuál es la pega de todo esto? Que aunque como hemos apuntado, la velocidad de escritura en este tipo de discos ha aumentado, sigue siendo muy inferior a la que encontramos en otros formatos.

El estudio que se ha publicado apunta a una velocidad máxima de datos de un millón de vóxeles por segundo, pero cada bit requiere varios vóxeles en los sistemas ópticos 5D. Eso supone una velocidad de datos de unos 230 kilobytes por segundo. A partir de ahí, es posible llenar uno de los discos, cuya capacidad se estima en 500 TB. Se necesitarían unos dos meses para escribir esta cantidad de datos, después de lo cual el disco no se puede borrar.

En las primeras fases de este proyecto, el equipo investigador ya ha conseguido completar con éxito la tarea de escribir y posteriormente recuperar 5 GB de datos de texto utilizando uno de estos nuevos discos 5D. Recuperar una información que insistimos, puede almacenarse en este medio durante miles de años, no es tampoco un proceso sencillo, ya que se necesita un microscopio y un polarizador. Quién sabe si futuras unidades de lectura de discos, acaben facilitando el proceso y quién sabe si en el futuro estos nuevos discos encontrarán su espacio más allá del ámbito experimental.

 

 

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!