17 de diciembre de 2017

MuyComputerPRO

Apple y la teoría de que todo lo que sube, baja

Apple y la teoría de que todo lo que sube, baja

Apple y la teoría de que todo lo que sube, baja
abril 27
11:31 2016

Ayer, un día antes de que Apple hiciera público sus resultados del segundo trimestre fiscal, le comentaba a la coordinadora de esta publicación que mis expectativas eran que obtuviera buenos resultados, en sí mismos, (en línea con lo que la propia compañía anticipó en el anuncio de resultados de su primer trimestre) pero los peores en una década en términos comparados, algo de lo que no hay precedente. Habría que remontarse a los tormentosos años ochenta y principios de los noventa, cuando Steve Jobs es expulsado de la compañía para ver que los resultados de su compañía fueron lo que los americanos llaman un roller coster (montaña rusa). Ella me contestó: “bueno, siempre hay una primera vez”. Y así ha sido.

En la última década, Apple ha creado productos que han impulsado fuertemente su crecimiento: iPod, iPhone, iPad, entre otros.

Pero ayer, tras trece años de crecimiento ininterrumpido y muy fuerte en su facturación, la buena racha se tomó un respiro, posiblemente, fruto de su ya inmenso tamaño, debilidad en mercados globales emergentes como China y la falta de nuevos productos atractivos para los clientes.

Hasta la salida a Bolsa de Aramco -la compañía saudí de petróleo- Apple, es y ha sido en los últimos cinco años la compañía con más valor en Bolsa del mundo. Anoche, anunció los resultados de su segundo trimestre fiscal (enero a marzo), que descendieron un 13%, consiguiendo la nada desdeñable cifra de 50.600 millones de dólares, en línea, como luego veremos, con sus estimaciones de enero. ¿La causa? Las ventas de su producto estrella, el iPhone, cayeron y ningún otro producto pudo sustituir esa falta de ingresos.

Casi la mitad de los teléfonos inteligentes que se venden en Estados Unidos son iPhones y Apple puede estar alcanzando el punto de saturación en mercados como el europeo. Competidores que usan el sistema operativo Android “hacen la cama” a Apple con productos a precios más baratos (más atractivos en tiempos de ahorro y menor consumo).

En definitiva, Apple vendió un 16% menos iPhones este trimestre en comparación con el mismo período del año anterior. El sentido común dice que tampoco se puede crecer eternamente a ritmos desorbitados: ya lo vimos la semana pasada con IBM, Google, Intel y Microsoft, por ejemplo.

Quien hace la ley, hace la trampa

Los beneficios netos descendieron un 22%, hasta los 10.5 billones de dólares. Para variar este hecho, “contravino las expectativas del consenso de analistas”, que ya vimos la semana pasada, basan sus bonus en las recomendaciones que hacen. Quien hace la ley, hace la trampa. En cualquier caso, la cotización de Apple ha caído un 8% o, lo que es lo mismo, se han evaporado 47.000 millones de capitalización bursátil en apenas ocho horas.

Las ventas cayeron fuertemente en China: un 26%, comparado con el año pasado. Las ventas en China continental se desplomaron un 11%, siendo este su segundo mercado tras el estadounidense. Su futuro en ese país es incierto porque el gobierno comunista, sin dar explicaciones. ha prohibido los servicios de ebook y digital movie services.

Apple predijo anoche que las ventas de su tercer trimestre se moverían en el intervalo de entre 41.000 y 43.000 millones: mucho peor que lo que los analistas predecían.

Primer trimestre, previsiones y realidades

En el primer trimestre de su año fiscal, Apple rompió moldes (registros trimestrales), con 18.400 millones de dólares en beneficios y 75.900 millones en ingresos, comparado con 18.000 millones en ganancias y 74.600 millones en ingresos. Su margen bruto fue de 40,1%. Estos resultados superaron las expectativas de Tim Cook para el trimestre, que preveía ingresos de entre 75.500 y 77.500 millones y un margen de beneficios de entre el 39 y 40 por ciento.

A principios de año, Apple predecía que obtendría entre 50.000 y 53.000 millones de dólares en ingresos en el segundo trimestre de 2016 fiscal con márgenes de entre 39 y 39,5 por ciento. En concreto, esto está un poco por debajo de los 58.000 millones de facturación que consiguió en el segundo trimestre de 2015; de ser así (si estas cifras son exactas) serían la primera vez que los de Apple disminuyen en más de una década.

La compañía señaló que sus ingresos se verían afectados negativamente por el tipo de cambio (de otra manera, habría obtenido 5.000 millones más este trimestre). Realista, la compañía de la manzana también explicó que este segundo trimestre es el más duro de este año fiscal, debido a la renqueante recuperación económica y porque, en el mismo período de 2015, la empresa se encontró con demanda acumulada del iPhone 6 provenientes del primer trimestre.

De todas formas, hay que tener en cuenta que Apple es una compañía obsesionada por el crecimiento y por satisfacer a los inversores, por lo que es importante recordar que establece una barra increíblemente alta para sí misma apoyándose en las ventas del iPhone 6.

Antes de la llegada del segundo trimestre fiscal de 2016, la compañía ha acumulado ingresos por un total de 234.000 millones de dólares en los últimos doce meses. Sería así la primera compañía del mundo, aunque si la petrolífera de Arabia Saudí sale a Bolsa por 1.800 millones de dólares, Aramco le arrebataría dicho honor.

La base de datos compilada por San Jose Mercury News, muestra también que Apple está generando actualmente tres veces más beneficio que Alphabet, empresa matriz de Google. Con 53.731 millones, el beneficio de los de Cupertino empequeñece los 15.877 millones de Alphabet. Incluso cuando se combina el beneficio de Google, Intel, HP Inc y HP Enterprise, las ganancias de Apple todavía superan a su competencia de Silicon Valley en 3.000 millones de dólares. Tan solo en impuestos, Apple pagó 18.941 millones, o lo que es lo mismo, 6 veces más que Alphabet (Google).

Ventas

Las ventas de 2015 de  Apple fueron superaron las combinadas de las 41 empresas que venden tecnología de la información a pymes y a otras empresas grandes. De la misma manera que sus beneficios de 2015 fueron similares a los ingresos agregados de las 14 empresas pertenecientes al sector de Internet, junto a las 30 empresas en el sector TIC tradicional, como Intel y Microsoft.

De todas formas, la acción de Apple está actualmente valorada en “solo” 581.000 millones, unos 100.000 más que Alphabet y casi el doble que Microsoft. Google e Intel juntos tienen una valoración bursátil superior a Apple, a pesar de que los ingresos combinados de ambas empresas es de 100.000 millones menos que los de Cupertino, y ganan menos de la mitad de los beneficios que consiguen estos.

Una vez más, los analistas y sus expectativas

Las previsiones de Apple apuntaban a una facturación de entre 50.000 y 53.000 millones de dólares en su segundo trimestre. Si se cumple su pronóstico, la mayor empresa del mundo por capitalización bursátil sufriría la primera caída de ingresos desde 2003.

Los analistas de Bloomberg también avanzaron una caída en los ingresos de la firma del 10,4%, hasta los 51.997 millones de dólares y un descenso más pronunciado del 18% en su beneficio, hasta los 11.047 millones. La propia Apple ya avanzó estas previsiones de descenso de su negocio en la presentación de resultados del último trimestre de 2015 (el primer trimestre de su año fiscal). En ese periodo, el iPhone apenas registró un crecimiento del 0,4%, con 74,8 millones de unidades vendidas.

Mientras JP Morgan situó las ventas del estos dispositivos en 54,6 millones de unidades, un 14% menos que en el mismo periodo del año anterior, otras fuentes más pesimistas pronosticaban la cifra en 51 millones, lo que hubiera supuesto un descenso del 17%. Las muestras de desgaste en las ventas del iPhone parecen claras. Los analistas también esperaban caídas en las ventas del iPad (un 28%) y en los Mac (un 1%). Solo crecerían los servicios y el Apple Watch.

Conclusión: con independencia de los analistas, Apple ya sabía en el primer trimestre lo que iba a vender en el segundo. Nadie conoce mejor su casa que uno mismo.

Jorge Díaz-CardielJorge Díaz-Cardiel. Socio Director General de Advice Strategic Consultants. Economista, Sociólogo, Abogado, Historiador, Filósofo y Periodista. Ha sido Director General de Ipsos Public Affairs, Socio Director General de Brodeur Worldwide y de Porter Novelli International; director de ventas y marketing de Intel Corporation y Director de Relaciones con Inversores de Shandwick Consultants. Autor de más de 5.000 artículos de economía y relaciones internacionales, ha publicado más de media docena de libros, como La victoria de América, Éxito con o sin crisis y Recuperación Económica y Grandes Empresas, Obama y el liderazgo pragmático, La Reinvención de Obama, Contexto Económico, Empresarial y Social de la Pyme en España, entre otros. Es Premio Economía 1991 por las Cámaras de Comercio de España.

 

About Author

Jorge Díaz-Cardiel

Jorge Díaz-Cardiel

Articulos relacionados

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!