Conecta con nosotros

Noticias

Angela Merkel avisa: “Producir baterías en la UE es crucial”

Publicado el

Angela Merkel

Tal y como informa Reuters, la canciller alemana ha indicado en una evento sobre industria que “Está bien que China abra su primera planta de fabricación de baterías aquí. Así se fabricarán baterías también en la UE. Pero creo que no era parte de nuestro sueño que eso fuera algo que no pudiéramos hacer nosotros mismos en Europa”.

Angela Merkel recalcó que “es extremadamente importante que la Unión Europea desarrolle su propia producción de baterías para proteger su papel en la industria del automóvil a medida que esta pivota hacia la movilidad eléctrica”. Por último añadió que “Sigo defendiendo que desarrollemos también la capacidad estratégica de producir celdas para baterías. Creo que esto será muy importante en las próximas décadas”.

Avisos reiterados

No es la primera vez que la mandataria alemana se refiere a este asunto que, dado el giro tecnológico que está experimentando el sector del automóvil, y la importancia de Alemania en este sector, parece preocuparle mucho. Ya en mayo pasado comentó que tenía la impresión de que los fabricantes de automóviles alemanes se estaban replanteando la situación.

Dado que las baterías de los vehículos eléctricos son una parte muy importante los mismos, depender de la innovación de otros países y dejar esto fuera de la cadena de valor de los fabricantes alemanes puede reducir mucho su importancia y su potencial.

En abril de 2018 el ministro de Economía alemán Peter Altmaier avanzó que el gobierno alemán esta preparado para apoyar a los fabricantes de baterías para este tipo de vehículos. La propia Angela Merkel añadió que el gobierno alemán pretendía aumentar el gasto en I+D de Alemania hasta el 3,5% del PIB para el año 2025, y que la industria del automóvil tenía mucho que aportar en este aspecto.

El futuro es eléctrico

Ahora mismo los fabricantes de automóviles alemanes están adaptando su estrategia y futuros lanzamientos a la realidad del vehículo eléctrico, que no se tomaron muy en serio en su momento. Todos ellos están avanzando planes muy ambiciosos para contar con un gran portfolio de modelos eléctricos. Volkswagen, por ejemplo, ya avanzó el año pasado que hasta 2030 invertirá más de 20.000 millones de euros en movilidad eléctrica y que todos los modelos tendrían ese año versión eléctrica. En el marco de este anuncio ya indicaron que dedicarían sumas importantes al desarrollo de tecnologías para mejorar las baterías y fabricarlas a gran escala.

Dentro del plan estratégico RoadmapE, el grupo Volkswagen anunció también el año pasado que necesitaría 150 gigavatios/hora en baterías para fabricar sus vehículos hasta el 2025. El programa contemplaba la compra de baterías hasta el año 2030 por nada menos que 50.000 millones de euros.

Este es el punto sobre el que ponía el foco la canciller alemana. Si las baterías son una parte tan importante del concepto de movilidad eléctrica, los fabricantes europeos, y principalmente los alemanes, no pueden quedarse fuera de juego. Limitarse a comprar los elementos fundamentales de las baterías, las “celdas” a los fabricantes actuales, todos ellos de China, Corea o Japón, reducirá su papel en el futuro de la industria del transporte.

Intentos fallidos

Ya ha habido intentos anteriores. Hasta 2015 Daimler tuvo en marcha una fábrica de baterías que esperaba operar conjuntamente con otros fabricantes. Pero esto no sucedió y acabó por cerrarla ya que la producción era pequeña, ya que se fabricaban muy pocos coches eléctricos, y los costes no eran los adecuados. En aquel momento el ejecutivo de Daimler, Harald Kröger señaló que “Hemos llegado a la conclusión de que un fabricante de coches no tiene que fabricar sus propias celdas para baterías”.

Responsables de grandes conglomerados industriales como Bosch o Continental han desestimado planes para fabricar este tipo de componentes para las baterías o están retrasando sus planes al respecto. La propia Daimler insiste en que, con la tecnología actual, no tiene sentido que un fabricante alemán construya sus propias celdas para baterías. El CEO de Daimler lo expresó contundentemente: “Sabemos de lo que estamos hablando”, refiriéndose al fallido proyecto que tuvieron que cancelar.

La agenda política

El tiempo ha ido pasando y, sorprendentemente, no han sido los propios gigantes de la industria automovilística alemana, sino los políticos, con Angela Merkel a la cabeza, los que han ido marcando en la agenda la importancia de un cambio en esta situación.

El pasado junio la canciller señaló que “Somos un continente que produce vehículos ¿Podemos esperar que todo irá bien si compramos las celdas para la baterías de Asia y la infraestructura digital de los coches de algún lugar de Asia o los EE.UU.?“.

Aún así, expertos de la ciencia, de la industria y algunos líderes políticos indican que es necesario buscar el modelo que lo haga viable, ya que la alternativa dibuja un futuro muy sombrío.

 

Imagen de Sven Mandel – Own work, CC BY-SA 4.0

Cerca de un ordenador desde 1980, me sigue intrigando cómo funcionan, para lo que sirven y cómo cambian nuestras vidas, trabajos y la sociedad en su conjunto. Coordino los contenidos de MCPro.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!