Conecta con nosotros

Noticias

Zhaoxin lanza su primera tarjeta gráfica dedicada y nos deja con muchas dudas

Publicado el

Zhaoxin

Hace casi un par de años os contamos que China estaba trabajando para conseguir su independencia tecnológica, algo que sobre el papel puede parecer relativamente sencillo, pero que en la práctica es muy complicado, y si no que le pregunten a Zhaoxin, una empresa china que llevaba un tiempo trabajando en su propia tarjeta gráfica y que, por fin, ha podido presentar su primer producto.

Al final se han cumplido todas las previsiones que hicimos en su momento. Como os contamos, esta primera tarjeta gráfica es un modelo de gama baja, algo que salta a la vista por el diseño que tiene y por el sistema de refrigeración que utiliza, pero también por sus especificaciones. La Zhaoxin Glenfly Arise-GT10C0 utiliza un pequeño radiador sobre el que se coloca un ventilador de pequeño tamaño, es un modelo de perfil bajo con un tamaño muy compacto, y obtiene toda la alimentación que necesita de la ranura PCIe.

Por lo que respecta a sus especificaciones, la Zhaoxin Glenfly Arise-GT10C0 dispone de 2 GB de memoria gráfica, aunque no sabemos de qué tipo, y tiene un bus de 64 bits, lo que significa que incluso en el caso de que venga con GDDR5 (no creo que utilice GDDR6) su ancho de banda sería bastante bajo. Cuenta con un conector HDMI y con un VGA, lo que significa que puede funcionar sin problema tanto con monitores nuevos como con modelos relativamente antiguos.

Zhaoxin

Esta tarjeta gráfica es un importante paso adelante por parte de Zhaoxin, incluso a pesar de sus limitaciones y de su bajo rendimiento, ya que se puede utilizar en equipos de ofimática y en cualquier ordenador que no necesite de un alto rendimiento gráfico. Puede ser una opción muy buena para equipos gubernamentales, y también para empresas vinculadas al gobierno chino que no puedan, o no quieran, utilizar hardware occidental.

Con todo, a pesar de lo que hemos dicho en el párrafo anterior, lo cierto es que la Zhaoxin Glenfly Arise-GT10C0 tiene un rendimiento muy pobre. Las primeras informaciones indican que rondaría los 579 puntos en Geekbench OpenCL, una cifra que es 65 veces más baja que el resultado que obtiene la GeForce GTX 1650. ¿Qué nos dice esto? Pues que en su estado actual las primeras soluciones gráficas de Zhaoxin no superan ni siquiera el rendimiento de una GPU integrada de gama baja, así que sus posibilidades de uso podrían ser incluso más limitadas de lo que hemos comentado. Esto confirma también que conseguir la independencia tecnológica de occidente podría ser reto demasiado grande incluso para China.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!