Conecta con nosotros

Noticias

Álvaro Morán, de HPE: «Un sistema hiperconvergente está funcionando en menos de 15 minutos»

ara conocer mejor qué aporta la hiperconvergencia al TI de las empresas hemos hablado con Álvaro Morán, product manager de servidores en Hewlett Packard Enterprise.

Publicado el

Álvaro Morán, de HPE: "Un sistema hiperconvergente está funcionando en menos de 15 minutos"

Un sistema hiperconvergente es una plataforma de servidor virtualizado que ha sido preconfigurada y que combina computación, almacenamiento, redes y software de administración en un único dispositivo.

Gracias a la hiperconvergencia se pueden poner en marcha de forma rápida y sencilla soluciones de infraestructura integrada para escritorio virtual y carga de trabajo mixta en sitios remotos o locales. Además, ayuda a disminuir los gastos operativos debido a la reducción de los recursos administrativos y de espacio, así como a la administración simplificada del almacenamiento.

MCPRO Recomienda

Estudio sobre ciberseguridad en la empresa española ¡Participa en nuestra encuesta y gana!
Garantiza la continuidad de tu negocio en el nuevo entorno de teletrabajo ¡Descárgate la guía!
Cloud computing: adopción, inversión y desafíos en la empresa ¡Descárgate el informe!

Los sistemas hiperconvergentes se pueden implementar en 15 minutos al estar preconfigurados, escalan verticalmente con componentes modulares y sistemas de infraestructura integrados, y se administran por personal que no tiene que ser especialista en virtualización.

Para conocer mejor qué aporta la hiperconvergencia al TI de las empresas hemos hablado con Álvaro Morán, product manager de servidores en Hewlett Packard Enterprise.

MCPRO: ¿Cuáles son las previsiones de los principales analistas del sector de TI sobre el mercado de la hiperconvergencia?

Álvaro Morán: A mediados de 2015, IDC estableció que las soluciones de hiperconvergencia alcanzarían unos porcentajes de crecimiento importantes en los próximos dos años, y Gartner apuntaló esta previsión afirmando que para 2018, en torno a un 40% de las compañías medianas y pequeñas habrían abordado proyectos de consolidación de infraestructura a través de sistemas convergentes, dentro de los cuales la hiperconvergencia representaría un peso entre el 35% y el 40%.

MCPRO: ¿Cómo se posiciona la hiperconvergencia dentro del mercado de TI?

Álvaro Morán: Existen multitud de variables que un cliente debe tener en cuenta a la hora de evaluar las necesidades de su data center, pero para “centrar el tiro”, lo enfocaría en función de dos variables muy concretas.

Estoy hablando de la relación del nivel de rendimiento o SLA (Service Level Agreement) frente al coste. Si la necesidad del cliente se centra en dar respuesta a aplicaciones críticas con un nivel de rendimiento muy alto, la estrategia de Hewlett Packard Enterprise está enfocada a grandes sistemas muy virtualizados, por ejemplo chasis blade conectados a cabinas de alto rendimiento como son las HPE 3PAR.

En aplicaciones que no son tan críticas, donde los clientes abordan sus proyectos con intención de optimizar costes, es decir, donde pesa más reducir la carga que la infraestructura tiene sobre su OPEX, su CAPEX y la gestión diaria, aquí es donde los servidores estándar juegan un papel importante, sobre todo cuando hablamos de que estos servidores estándar pueden compartir cómputo, almacenamiento e hipervisor. Aquí la hiperconvergencia puede jugar un gran papel.

Si incluimos dentro de esta matriz de decisión una variable adicional que podríamos llamar modelo de consumo o “time to value”, referente a la agilidad necesaria que las empresas deben tener para adaptarse a las demandas de las nuevas macrotendencias tecnológicas ligadas a la nube, los sistemas hiperconvergentes de Hewlett Packard Enterprise son una apuesta segura.

En menos de 15 minutos seremos capaces de tener nuestra solución de hiperconvergencia funcionado, con la facilidad de que la gestión la puede hacer un usuario generalista y ya no tienes que plantearte personal de gestión de la capa de almacenamiento para la cabina, un gestor de red para la SAN y otro para la parte de cómputo.

Desde un punto de vista tradicional teníamos un servidor con su hipervisor y sus máquinas virtuales conectadas a través de la red SAN a una cabina con sus controladoras físicas. La bondad de un sistema hiperconvergente es que la controladora física desaparece y la definimos por software; esta controladora pasa a ser virtual y se administra con el hipervisor y las máquinas virtuales.

A partir de este momento obviamos la necesidad de la cabina de discos y por lo tanto no necesitamos la red SAN. Además, la propia virtualización de la controladora a través de los discos internos permite generar un appliance que da respuesta a nuestras necesidades de TI.

HPE Hyper Converged 250 for Microsoft CPS Standard

HPE Hyper Converged 250 for Microsoft CPS Standard.

MCPRO: ¿Qué casos de uso son los más habituales en los sistemas hiperconvergentes?

Álvaro Morán: Por ejemplo, las empresas con emplazamientos remotos se benefician de sistemas estandarizados fáciles de implementar, gestionar y escalar por personal generalista de TI como son las soluciones hiperconvergentes de HPE.

Y es que para soportar el ritmo de las cargas de trabajo crecientes y en ocasiones imprevisibles, los emplazamientos remotos necesitan sistemas que puedan escalarse rápidamente y sin interrupciones. Y para mantener la continuidad empresarial, hay que contar con sistemas que permitan la copia de seguridad, la recuperación y la replicación de datos centralizada, siguiendo configuraciones estándares y procesos corporativos.

Por otra parte, en muchas organizaciones de gran tamaño las líneas de negocio o los departamentos internos exigen una forma sencilla de gestionar los servicios y aplicaciones sin demasiada carga adicional para las TI y sin reducir las expectativas de rendimiento.

Un sistema hiperconvergente constituye una solución perfecta para apoyar nuevas aplicaciones o servicios, ya que puede ponerse en marcha rápidamente con herramientas de configuración basadas en secuencias de comandos listas para utilizar.

Y no me quiero olvidar de los proyectos de VDI (Virtual Desktop Infrastructure) que permiten el acceso a aplicaciones y datos que residen en un sistema centralizado, o de los proyectos de Cloud Híbrida, que pueden ser abordados fácilmente con sistemas hiperconvergentes.

HPE Hyper Converged 250-HC Store Virtual

HPE Hyper Converged 250-HC Store Virtual.

MCPRO: Hablemos de las soluciones hiperconvergentes de HPE.

Álvaro Morán: Nuestros sistemas hiperconvergentes están basados en servidores HPE ProLiant estándares con tecnología Gen9 y además contamos con más de ocho años de experiencia y más de un millón de licencias distribuidas de nuestro software de almacenamiento HPE StoreVirtual VSA.

Durante el pasado HPE Discover celebrado en Londres en diciembre de 2015 presentamos el sistema HPE Hyper Converged 250 for Microsoft Cloud Platform System (CPS) Standard, preparado para la nube híbrida y con posibilidad de escalar hasta en cuatro appliances en el mismo cluster para un total de 16 nodos.

Gracias al uso de HPE OneView for Microsoft System Center es posible controlar desde un único panel todas las tareas de entornos físicos, virtuales y en la nube relacionadas con servidores, almacenamiento y redes.

Es interesante destacar que en cada nodo se puede elegir entre procesadores Intel Xeon ES-2640 v3 o ES-2680 v3, memorias que van de 128 Gbytes a 512 Gbytes, así como optar por una configuración híbrida con discos SAS y SSD. En la parte software incluye Microsoft Windows Server 2012 R2, el ya mencionado HPE OneView for Microsoft System Center y Windows Azure Pack, complementado con los servicios en la nube Azure Backup y Azure Site Recovery.

Por otra parte está el sistema HPE Hyper Converged 250-HC Store Virtual, que ha visto su integración con VMware muy mejorada. Se comercializa listo para responder rápidamente a la nueva infraestructura bajo demanda y a los requerimientos del escritorio virtual en cuanto a una mayor flexibilidad de configuración.

Al igual que el HPE Hyper Converged 250 for Microsoft CPS Standard, se ha diseñado para ajustarse a una amplia gama de cargas de trabajo virtualizadas y presupuestos de clientes. Al incorporar tres licencias de 4 Tbytes cada una de StoreVirtual VSA, potencia la capacidad del sistema para replicar de forma flexible datos a cualquier otra solución basada en HPE StoreVirtual, por lo que los clientes pueden aprovechar su infraestructura existente como destino de replicación sin coste adicional.

Además, permite elegir entre tres y cuatro nodos de servidor, de manera que si se empieza con tres nodos es posible dar el salto a cuatro nodos en el mismo chasis. Destacar también que está preconfigurado para vSphere 5.5 o 6.0 y HPE OneView InstantOn para que los clientes sólo necesiten 15 minutos para el despliegue y posteriormente puedan llevar la gestión diaria de VMware vCenter a través de HPE OneView for VMware vCenter.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!