Conecta con nosotros

Noticias

Sony rebaja drásticamente sus previsiones para 2016 por el efecto de un terremoto

Publicado el

El terremoto que sacudió varias regiones de Japón a mediados del mes pasado no sólo ha tenido efectos inmediatos sobre el terreno, sino que también va a tener su impacto en los resultados de Sony. Hace unos días que la compañía anunció que retrasaría durante unos días la comunicación de sus previsiones de ingresos para el 2016 debido a los efectos que el temblor había tenido en una de sus fábricas, situada en la ciudad de Kumamoto. En ella se fabrican, entre otras cosas, sensores de imagen, una de las áreas de negocio que más alegrías estaba aportando a Sony. A la compañía no le quedó más remedio que detener temporalmente su fabricación por los daños, y era de esperar que esto tuviese un impacto directo en las expectativas de la compañía. Por fin, tras varias estimaciones, el CEO de la compañía, Kazuo Hirai, ha confirmado que espera que Sony cuente con unos ingresos netos en el año fiscal 2016, que terminará en marzo de 2017, de 80.000 millones de yenes (unos 732 millones de dólares).

Esta cantidad no llega ni de lejos a la que esperaban escuchar los analistas, que según Bloomberg era de 196.000 millones de yenes (aproximadamente 1.790 millones de dólares), lo que ha hecho que sus acciones hayan comenzado a bajar tras confirmarse la noticia. Sony también espera que su beneficio operativo suba en este periodo sólo un dos por ciento, hasta alcanzar los 2.750 millones de dólares, lo que tampoco ha gustado mucho a los accionistas.

La paralización de la planta mencionada, una de las cinco en las que Sony fabrica sus sensores de imagen, que constituye una de las divisiones con mayores ventas de la japonesa y ayuda a compensar las pérdidas en otras áreas, ha sido nuevamente la culpable de este frenazo. No es la primera vez que la empresa queda tocada tras un terremoto, como el que en 2011 sacudió el archipiélago y causó el desastre de Fukushima.

Los responsables de Sony han confirmado ya que la fábrica ya ha entrado parcialmente en funcionamiento, aunque no se espera que esté completamente operativa hasta el próximo mes de agosto. Y de no ser por el terremoto, la japonesa contaba con superar los 3.650 millones de dólares de beneficio en 2016. Su CEO ha confirmado que estiman que el impacto del terremoto en la compañía alcanzará los 1.050 millones de dólares, de los que unos 959 corresponderán a las áreas de sensores de imagen y cámaras digitales.

Otra de las líneas de fabricación de la planta de Kumamoto de Sony es la dedicada a los sensores del iPhone, aunque Sony ha confirmado que esta división apenas se ha visto afectada, puesto que esta planta no es su principal lugar de desarrollo. No obstante, durante la comunicación de las previsiones, la compañía ha avisado de que puede haber retrasos en el comienzo de la producción en masa de los módulos de lente dual de cámaras, que se rumorea sería uno de los avances que Apple planea incorporar en el modelo de gama alta del futuro iPhone 7.

No obstante, a pesar de las malas noticias, los analistas confían en que Sony conseguirá recuperarse y regresar a la senda del crecimiento con fuerza en futuros ejercicios. Así lo ha confirmado el CFO de la compañía, Kenichiro Yoshida, que ha comunicado que a pesar del impacto del terremoto, las distintas divisiones de la empresa siguen sólidas.

Foto: mk7

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!