Conecta con nosotros

Noticias

Neil Hunt, CPO de Netflix, desvela algunos de los secretos de la compañía

Publicado el

Neil Hunt

Los responsables de la programación de los canales de televisión no tienen una tarea fácil. Tienen que intentar averiguar qué programas serán los más demandados en un momento concreto, para así lograr la máxima audiencia. Esto es difícil si hablamos de perfiles y grupos demográficos, pero se vuelve todavía muchísimo más complicado si no hablamos de grupos de población, sino de personas concretas. Y ese es uno de los grandes desafíos a los que se enfrenta Netflix. Hasta hace algo menos de un año, con presencia en pocos países, más o menos lo habían conseguido, pero con su reciente expansión internacional (130 nuevos países en enero) todo se ha complicado bastante.

The Wall Street Journal ha hablado con Neil Hunt, chief product officer de Netflix y uno de los principales responsables (entre otras muchas cosas) del algoritmo responsable de las recomendaciones que ven sus usuarios cada vez que acceden al servicio. Usuarios que, con el crecimiento internacional de principios de año, forman un grupo más heterogéneo que nunca. Y esta complicación se produce, precisamente, coincidiendo con un momento en el que el volumen de suscripciones decrece en Estados Unidos, los inversores no están todo lo satisfechos que les gustaría, y la plataforma está buscando llegar a acuerdos con varios servicios de televisión por cable para incrementar su crecimiento.

Preguntado por TWSJ sobre si la expansión internacional ha tenido como consecuencia la modificación del algoritmo de recomendaciones, un elemento fundamental para enganchar al usuario, el directivo de Netflix confirma que si hasta ahora se basaban en el perfil concreto de un tipo de consumidor, el británico, y que funcionaba bien con sus usuarios hasta el “salto”, ahora han debido contemplar otros aspectos que no fueron tenidos en cuenta en el diseño original del algoritmo.

Por ejemplo, el catálogo de Netflix varía de país en país. Por ejemplo, aunque House of Cards es una producción original de Netflix, en España es Movistar TV quien tiene los derechos de emisión de la cuarta temporada de esta serie, por lo que los usuarios españoles de Netflix no pueden ver a Kevin Spacey interpretando al malvado y genial Frank Underwood. Por otra parte, el servicio anunció en marzo que iba a iniciar la producción en España de Cable Girls, una serie ambientada en el Madrid de los años 20, en el que cuatro mujeres con distintos orígenes empiezan a trabajar como operadoras de centralita en Telefónica. Aunque la plataforma pretenda ofrecer esta serie a nivel global, es bastante probable que despierte más interés en España que en el resto del mundo.

Esto, no obstante, no significa que las producciones llevadas a cabo en un país sean solo para consumo local. Como ejemplo el directivo habla de Narcos, una popular serie de Netflix y que es una producción francesa, rodada en Colombia y con un protagonista brasileño. O también Club de Cuervos, una producción mexicana que goza de bastante popularidad entre los usuarios europeos de Netflix.

 

 

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!