Conecta con nosotros

Noticias

Jeff Williams: así es el futurible CEO de Apple

Publicado el

“Era el mejor de los tiempos y era el peor de los tiempos; la edad de la sabiduría y también de la locura; la época de las creencias y de la incredulidad; la era de la luz y de las tinieblas; la primavera de la esperanza y el invierno de la desesperación. Todo lo poseíamos, pero nada teníamos; íbamos directamente al cielo y nos extraviábamos en el camino opuesto». Así comienza «Historia de dos ciudades» el clásico de Charles Dickens que perfectamente podría describir la situación que Apple está experimentando en estos momentos.

Porque por un lado, la posición de los de Cupertino es envidiable: Apple es la compañía tecnológica más valiosa de la lista Fortune 500 y su capitalización bursátil supera al PIB de nada menos que 170 países, multiplicando por diez la de un gigante como Inditex. Pero por otro, cada vez son más las voces que afirman que bajo la dirección de Tim Cook, la compañía ha perdido su magia. Que se ha convertido en una compañía dominada por el área de operaciones y que cada vez cuenta menos el diseño de nuevos productos o contar un liderazgo «inspirador». Este contexto es el que explicaría decisiones como la salida de Jony Ive de la empresa o la cancelación de proyectos muy ambiciosos como el rumoreado Apple Car o incluso, la de sus propias gafas de realidad aumentada.

Así las cosas, el siempre bien informado Mark Gurman, ha dibujado para Bloomberg el perfil del que podría ser el próximo CEO de Apple: Jeff Williams. Actual COO de la compañía, Williams cuenta entre sus méritos no solo el dirigir a nivel global las operaciones de la empresa sino el haber sido uno de los grandes responsables del desarrollo y lanzamiento del Apple Watch, el reloj inteligente de la marca. ¿Pero cómo es Williams? ¿Qué tipo de Apple podríamos esperar ver si en un futuro asume la dirección de la empresa? ¿Qué características comparte con Steve Jobs (si es que comparte alguna) y en qué se parece a Tim Cook? Son algunas de las incógnitas que Gurman intenta despejar en su artículo.

Williams: más Cook que Jobs

Durante los últimos ochos años el liderazgo de Cook, frío y funcional pero altamente rentable para la empresa, ha encontrado su contrapeso en Jony Ive, uno de los últimos reductos de la era Jobs y que capitaneando el otrora todopoderoso departamento de diseño, ha conseguido que la magia no abandone por completo el lanzamiento de los nuevos productos de la compañía.

Pero con Ive fuera de escena, Jeff Williams ha sumado a sus responsabilidades como COO, las de dirección del departamento de diseño, lo que automáticamente le ha convertido en la segunda persona más poderosa en la estructura jerárquica de Apple. Williams ha asumido en pocos meses el mismo rol que en su momento jugó el propio Tim Cook para Steve Jobs, pero con una gran diferencia: Tim Cook no es Steve Jobs.

En este sentido, Gurman afirma que Williams «sigue el molde del actual director general: un modelo de eficiencia operativa, con un temperamento similar, no propenso a los mismos altibajos que el más visionario predecesor de Cook, Steve Jobs.»

Tal y como lo han descrito muchos de los empleados de Apple consultados por Bloomberg para realizar el reportaje, Williams se ha caracterizado como un «líder modesto», «disciplinado y exigente» en la línea que caracteriza el estilo de liderazgo de Cook. Como responsable de operaciones, ha negociado con proveedores, enviado cientos de millones de dispositivos al año desde fábricas chinas al resto del mundo y tal vez, eso sí que le reconocen, tiene una visión de producto algo más amplia que la de Cook, como demuestra su implicación en el lanzamiento del Apple Watch. Y eso que el lanzamiento no fue precisamente sencillo, con una demanda inicial muy inferior a la prevista y con la cancelación posterior de sus modelos más lujosos.

Como indican muchas de las fuentes consultadas, Williams cuenta con el respeto de accionistas y junta directiva, y su paso al departamento de diseño se percibe como una preparación previa para las responsabilidades que vendrán en un futuro. Para otros en cambio, la posible elección de Jeff Williams para este puesto supone insistir en el «camino de autocomplacencia» que se asocia a Apple en los últimos tiempos, poniéndose en peligro su capacidad de «volver a ser disruptiva. Jeff es un 95% de operaciones y un 5% de producto. Va a convertir a Apple en una compañía de operaciones», afirma una de las fuentes.

Esto por supuesto no tiene por qué ser necesariamente negativo. No todas las compañías necesitan tener un líder visionario. El CEO de Apple puede ser perfectamente alguien que como Williams no tenga una gran visión a la hora de desarrollar nuevos productos, pero que en cambio sea capaz de llevar a compañía al próximo nivel en términos de facturación y desarrollo de mercado. Sin embargo sí que parece vital que especialmente en una compañía como Apple, el CEO sea capaz de rodearse de una dos o tres personas que sí tengan esa capacidad de ver más allá, de entender qué es lo que vendrá y ejecutarlo. Hasta ahora, Tim Cook contaba para ello con Jony Ive, pero con la salida de este último, preocupa (y no precisamente poco) la falta de contrapesos.

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Los mejores cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!