Conecta con nosotros

Noticias

China busca independizarse de las tecnológicas de EEUU: acumula chips y maquinaria para fabricarlos

Publicado el

China busca independizarse de las tecnológicas de EEUU: acumula chips y maquinaria para fabricarlos

China lleva ya un tiempo queriendo independizarse de las tecnológicas de Estados Unidos, un movimiento que se ha intensificado a raiz de las restricciones que impuso la Administración Trump cuando gobernaba a decenas de empresas chinas, entre ellas Huawei, acusándolas de ayudar al gobierno chino, entre otras cosas, en tareas de espionaje. Por eso, el país está dando pasos para estar preparado por si las restricciones que sufren sus empresas y productos se intensifican aunque haya cambiado el gobierno.

De hecho, aunque muchos esperaban que el veto a Huawei o ZTE empezase a relajarse cuando llegó Biden al poder, al menos por ahora no parece que vaya a ser así, lo que de entrada les está llevando, según Bloomberg, a acumular chips y máquinas para fabricarlos desde el año pasado.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España ¡Participa y envíanos tu caso de éxito!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Así, en 2020, las empresas chinasw compraron equipos para fabricar chips para ordenador por un valor total cercano a los 32.000 millones de dólares, un 20% más que en 2019. Sobre todo compraron estas máquinas en Japón (que subió sus exportaciones por primera vez en dos años gracias en parte a esto), Corea del Sur y Taiwan, aunque también en otros países. En cuanto a la importación china de chips para ordenador, se disparó en 2020 hasta rozar los 380.000 millones de dólares, lo que supone un 18% del total de gasto en importación de China.

Además, China está a punto de desvelar un nuevo plan económico para convertirse en autosuficiente en materia de semiconductores de aquí a pocos años. No obstante, a corto plazo sigue dependiendo de las importaciones para avanzar en fabricación de semiconductores. Así, lo ve Dan Wang, Analista de tecnología en la consultora china Gavekal Dragonomics, que señala que «China no tiene todavía la capacidad de producir el equipamiento para fabricar chivps que necesita. El país está invirtiendo en ello con fuerza, pero para conseguir el éxito necesitará un esfuerzo de más de una década«.

Mientras tanto, empresas chinas como Semiconductor Manufacturing Internacional Corp han aumentado sus compras de las máquinas que necesitan para fabricar obleas de silicio y chips para ordenador. Tanto, que China se convirtió en 2020 en el mayor comprador de dicho tipo de equipos, según un informe de SEMI.

Eso sí, las compras de chips de China, además de por los motivos mencionados, también se han disparado hasta subir un 14% por el fuerte aumento de la demanda de ordenadores el pasado año por el teletrabajo y el estudio a distancia durante la pandemia. Una gran parte de los chips que China ha importando se están ensamblando en dispositivos que van desde smartphones a portátiles para después exportarlos.

Uno de los países que más se ha beneficiado de este aumento en la demanda de chips por parte de China ha sido Taiwan, que ha registrado los pedidos del país a empresas fabricantes de chips, como Taiwan Semiconductor Manufacturing Corp, entre otras, más elevados de los últimos 30 años. Esta demanda prácticamente sin precendentes ha llevado entre otras cosas a aumentar la escasez de chips para fabricantes de coches, lo que llegó a ocasionar la detención de la producción de algunas plantas de fabricación de vehículos.

Todo apunta a que la demanda creciente de chips por parte de China no se va a detener este año, y SIA (Semiconductor Industry Association) ya apuntaba en diciembre que las ventas de chips a nivel mundial subirán en 2021 un 8,4%, de lo que sacarán partido empresas como TSMC; Intel y Samsung Electronics. Las empresas chinas seguirán comprando equipos para producir sus semiconductores, lo que beneficiará a empresas como Tokyo Electron y ASML Holding NV. Eso sí, la bonanza que pueden vivir estas empresas que suministran componentes y equipamiento a las tecnológicas chinas dependerá el éxito de China, y del ritmo que consiga en el desarrollo de una industria autosuficiente de fabricación de chips.

En marzo, el gobierno chino dará detalles de su estrategia económica quinquenal, y ve a la autosuficiencia en tecnología como un objetivo estratégico nacional. Para conseguirlo es imprescindible que el país consiga fabricar sus propios chips y reduzca su dependencia de conocimiento extranjero. Esto, de conseguirse, hará que las empresas de fuera de China pierdan su cuota de mercado chino y que las competidoras de dicho país salgan reforzadas.

Charlie Dai, Analista de tecnología de la consultora Forrester Research, ha subrayado que esperan que «China adopte un enfoque más equilibrado en cuanto a importaciones de chipsets, surtiéndose de los de gama alta que China no es capaz de fabricar por ahora de proveedores globales. Además, China hará inversiones estratégicas para acelerar la localización en el país de la fabricación de chipsets de gama alta«.

Redactora de tecnología con más de 15 años de experiencia, salté del papel a la Red y ya no me muevo de ella. Inquieta y curiosa por naturaleza, siempre estoy al día de lo que pasa en el sector.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!