Windows 10 supera a Windows 7 en empresas

Microsoft ha empleado todas las formas posibles, incluyendo la actualización gratuita en el lanzamiento, para que Windows 10 se convirtiera en la opción preferida tanto para los usuarios domésticos como para las empresas. Y parece que el objetivo se está consiguiendo, aunque más tarde lo esperado.

Según el informe 2018 Duo Trusted Access Report la adopción de Windows 10 en empresas ha alcanzado el 48% en 2018. Un salto importante desde el 27% obtenido en 2017. Mientras, Windows 7, ha pasado del 69% en 2017 a un 44% en 2018.

Los datos confirman los avances del sistema operativo en empresas200 millones de usuarios empresariales trabajan con Windows 10 de un total de 700 millones de dispositivos activos, según el anuncio oficial de Microsoft en la pasada BUILD. Con estos datos, la relación entre consumo y empresas es de un 70/30%, lo que sugiere que varios cientos de millones de usuarios empresariales aún deben actualizar a Windows 10.

Según el responsable de Windows, Joe Belfiore, la tasa de adopción del sistema ha experimentado un 79% de crecimiento interanual, lo que indica que las grandes migraciones están en marcha.

Windows 10 es la referencia de sistemas Microsoft para el escritorio. Ya no se venden PCs con Windows 7 u 8.1 y oficialmente, todos los equipos nuevos bajo la plataforma de Microsoft pre-instalan Windows 10. Además, la compañía no va a mejorar ninguna característica de Windows 7 y 8.1 limitándose a lanzar parches de seguridad para ellos.

A ello puede añadirse otro suceso que puede marcar la diferencia, el final del soporte técnico extendido previsto para Windows 7 en 2020, lo que puede provocar una avalancha de actualizaciones, como la última anunciada, los 27.000 equipos de Porsche.

La última versión, Windows 10 April 2018 Update, ofrece novedades para el segmento empresarial, profesionales TI, creadores y desarrolladores, incluyendo nuevas características de seguridad; nuevas herramientas UNIX; mejoras en el despliegue del sistema con la herramienta de preparación de actualización Windows Analytics; en la gestión de dispositivos móviles (MDM); en la Windows Store para Business; en la capacidad añadida en esta versión para usuarios empresariales, que ahora pueden ejecutar scripts personalizados durante el inicio o en la nueva variante Windows 10 Pro for Workstations, versión especial para estaciones de trabajo profesionales.

Aunque Windows 7 todavía domina el escritorio informático en datos generales, no cabe duda del avance de Windows 10 en consumo y empresas.