Conecta con nosotros

Opinión

IA, Big Data, supercomputación e investigación médica contra el Coronavirus

Publicado el

coronavirus

La carrera para desarrollar vacunas y tratamientos para el nuevo Coronavirus es un disparo a la luna de alta tecnología que emplea inteligencia artificial, física cuántica, química computacional y computación en la nube, según un investigador clave en China…, y en Cataluña, España, donde Fundación Bancaria La Caixa, mediante IrsiCaixa y el Centro de Super Computación de Barcelona están haciendo lo mismo, habiendo conseguido los españoles una incipiente vacuna que el 16 de marzo “probaron” 200 personas para retrasar los efectos del virus hasta encontrar una vacuna que cure del todo y, además frenar la expansión contagiosa del virus.

XtalPi, pionera en la investigación del Coronavirus

«Lo que intentamos hacer es desarrollar algunas tecnologías fundamentales que son esenciales para descubrir el tratamiento para el Coronavirus», según Lipeng Lai, cofundador y jefe de investigación de Inteligencia Artificial (IA) en XtalPi Inc., una compañía de tecnología farmacéutica china: allí, en el país asiático, donde el virus tuvo su origen, una mezcla de medidas marciales propias de una dictadura comunista (difícilmente aplicables en las democracias occidentales sin un alto coste político) y la investigación tecnológica, médica y farmacológica de última generación, han conseguido ralentizar la expansión del virus aunque ahora, por arte de…, lo que sea, el epicentro se haya venido, desgraciadamente a Europa, con Italia y España en el centro de la catástrofe.

MCPRO Recomienda

¿Qué necesita tu empresa tras el COVID-19? ¡Participa en nuestro estudio!
Garantiza la continuidad de tu negocio en el nuevo entorno de teletrabajo ¡Descárgate la guía!
Cloud computing: adopción, inversión y desafíos en la empresa ¡Descárgate el informe!

“Estamos tratando de encontrar vacunas o nuevos tratamientos. Es un tema muy desafiante, pero sé que, en todo el mundo, un grupo de científicos e instituciones de investigación están trabajando en diferentes medicamentos y vacunas”, según Lai en conferencia telefónica.

La Organización Mundial de la Salud cree que el remdesivir de Gilead Sciences Inc., un medicamento utilizado para tratar el virus del Ébola, podría ser efectivo contra el nuevo Coronavirus, señaló Lai. La cloroquina, utilizada para prevenir y tratar la malaria, también podría ser útil, sugiere la investigación computacional de XtalPi. La palabra computacional es importante porque la super computación tradicional (sea la de Watson de IBM y sus super ordenadores o los inmensos Data Centers físicos y en la nube de Acens Technologies, empresa española fundada por José Cerdán Ibáñez, CEO de Telefónica Tech y responsable de Big Data, ciberseguridad, cloud e Internet de las Cosas en todo el mundo de Telefónica; o el Super Computador de Barcelona que utiliza La Caixa) está recogiendo millones de datos relativos a los más de 150.000 infectados/as de todo el mundo, así como de los desgraciadamente fallecidos y de aquellos/as que se han recuperado pero, ahora sabemos, han de esperar, al menos, dos semanas en cuarentena para no contagiar el virus.

Poner la ciencia y la investigación al servicio de las personas en momentos críticos es a lo que nos referimos cuando hablamos de la utilidad de la Responsabilidad Social Empresarial de organismos como Fundación Bancaria La Caixa, que dedican casi 50 millones de euros cada año a la investigación médica, habiendo conseguido grandes logros en la lucha contra el sida (también un virus). Y, cuando afirmamos que las tecnologías de la información han de estar al servicio de las personas, hablamos de usar Big Data, Analítica Predictiva, Inteligencia Artificial, Internet de las Cosas como un fin en sí mismo sino como un medio para que los científicos sean capaces de encontrar una vacuna que cure o, al menos ralentice el paso al que va la enfermedad como han conseguido los de La Caixa a través de IrsiCaixa junto al Departamento de Salud de Cataluña, MIT de Harvard y el Centro de Super Computación de Barcelona. Obras son amores… y lo demás, estupideces propias de soflamas de marketing vacío de contenido.

XtalPi está buscando otros posibles tratamientos y una vacuna. La compañía construye herramientas y plataformas y realiza investigaciones en etapas tempranas que las compañías farmacéuticas llevan adelante. Espera que los métodos y flujos de trabajo que desarrolló para la investigación del Coronavirus ayudarán a acelerar la investigación en futuras pandemias.

El doctor Lai, un físico que obtuvo su doctorado en la Universidad de Chicago, supervisa la investigación de inteligencia artificial de XtalPi. La compañía tiene oficinas en Shenzhen y Cambridge, Massachusetts, y el Dr. Lai a menudo está en movimiento. XtalPi tiene un personal de 160 personas, la mayoría de los cuales son químicos, físicos, ingenieros y científicos algorítmicos. Dos apuntes, Shenzhen es la mayor ciudad-fábrica del mundo desde 2006. Estuve allí en 2007 y, ya entonces, era 10 veces más grande que la famosa Foxconn que fabrica para Intel Corporation, Apple, HP y docenas de grandes empresas tecnológicas norteamericanas. Cuando visité ambas “ciudades-fábricas”, tanto Shenzhen como Foxconn (en Tucheng), la primera tenía diez (10) millones de trabajadores y la segunda rozaba el millón. Es decir, un ratio de 10 a 1.

La compañía de tecnología farmacéutica XtalPi fue fundada en 2014 en el Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT, el mismo que colabora con La Caixa) y cuenta con el respaldo de Sequoia Capital China, China Life, Tencent Holdings Ltd. y otros inversores institucionales chinos, lo cual siempre ha puesto nervioso al presidente Donald Trump -porque lo ha dicho públicamente muchas veces- y, antes, al presidente Barack Obama, quien lo dijo en varias ocasiones. Su investigación sobre el Coronavirus comenzó inmediatamente después de que se publicaron datos sobre la secuenciación genética del virus el 20 de enero. Investigadores de la compañía, al menos algunos de los cuales trabajaban desde su casa en medio de la crisis, crearon modelos estructurales en 3D del virus. Ese fue el primer paso.

Reaprovechar medicamentos ya aprobados

La forma más rápida de encontrar un tratamiento para Covid-19, la enfermedad respiratoria causada por el nuevo Coronavirus, es buscar entre los medicamentos ya aprobados para otros fines: lo hace en Pamplona la Clínica Universidad de Navarra, experta en la lucha contra el cáncer y lo hace IrsiCaixa gracias a su exitosa experiencia en la lucha contra el sida. Según Lai, tales usos no tienen que pasar por el mismo largo proceso de aprobación a que se enfrentan los nuevos medicamentos. Aun así, incluso reutilizar los medicamentos existentes es laborioso.

Desde el primer brote de coronavirus, XtalPi ha utilizado su plataforma para estudiar el virus a nivel molecular para evaluar posibles mutaciones que pueden hacer que el virus sea más propenso a propagarse o sea más difícil de combatir. Utilizando IA y química computacional, ha examinado cerca de 2.900 medicamentos aprobados para reutilizar los que sea posible. Usando IA para hacer predicciones sobre cómo se comportarían los medicamentos contra el virus, redujo la lista a 38. Ahora está investigando esos 38 medicamentos con experimentos bioquímicos.

El uso de IA ahorró a la compañía tiempo y esfuerzo que se habrían requerido para realizar experimentos bioquímicos en una lista mucho más amplia de candidatos. Se estima que el uso de IA hace que la investigación en cualquier lugar de «decenas a cientos» sea más eficiente.

XtalPi está trabajando para comprender cómo el virus se copia y se propaga. Quiere priorizar las proteínas dirigidas en el virus para evitar que se replique y se propague. Según Lai, es menos probable que desencadene fuertes efectos secundarios que el uso de medicamentos para atacar los receptores de virus del cuerpo humano.

El término Coronavirus se refiere a la forma del virus, que recuerda una corona. La compañía está utilizando AI para estudiar cómo las proteínas en forma de espiga del virus podrían usarse para desencadenar la producción de anticuerpos codificados para reconocer y atacar el nuevo Coronavirus. Ese es un elemento clave en la búsqueda de una vacuna.

«Hemos utilizado IA para … cubrir un espacio químico más grande y predecir de manera más eficiente cosas que las versiones convencionales de tecnología no podrían», dice XtalPi.

Iniciativas en España

En España, antes lo hemos dicho, también hay investigación local para luchar contra coronavirus, sea La Caixa desde Cataluña o la clínica Universidad de Navarra desde Pamplona. El Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa es un instituto de referencia internacional, líder en la investigación para la erradicación del VIH/sida y las enfermedades relacionadas. La investigación que lleva a cabo afronta también otros retos de la biomedicina actual, como el estudio del microbioma o de las enfermedades infecciosas emergentes, como Coronavirus: la supercomputación ayuda a la provisión de ingentes cantidades de datos.

La fundación IrsiCaixa mantiene una constante colaboración científica con los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH), el Instituto Tecnológico de Massachussetts (MIT) y la Universidad de Harvard, la Universidad de Oxford, el Instituto Médico Howard Hughes, el Instituto Pasteur de París, el Scripps Research Institute o el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII).

Un fármaco para la malaria y la artritis reumatoide y un antiviral de los que se usan frente al VIH podrían ser un freno a los contagios de Coronavirus. No pretende curar la enfermedad en su manifestación más grave, sino frenar los contagios de una forma sencilla y asequible. Y colaborar así a acortar el confinamiento. La propuesta llegó hace un par de semanas al Departamento de Salud de Cataluña por parte de Oriol Mitjà, el infectólogo que saltó a la fama al encontrar una solución factible para evitar el pian en Papúa Nueva Guinea, y Bonaventura Clotet, director de IrsiCaixa de la lucha contra el sida, en el hospital Germans Trias.

El ensayo se ha aceptado rápidamente por las partes implicadas, incluida la Agencia del Medicamento, y empezó el lunes 16 de marzo: lo van a probar 199 personas positivas al Coronavirus, que tomarán el combinado durante siete días, y sólo el de la malaria un total de 2.850 contactos, durante 4 días.

IrsiCaixa, referente en la lucha contra el sida

Es un modelo de investigación colaborativa, impulsado por la “Fundación Bancaria La Caixa” y el Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña. IrsiCaixa se constituyó en 1995 como fundación privada sin ánimo de lucro y su director es el antes citado doctor Bonaventura Clotet, que también es presidente de la Fundación Lucha contra el Sida y jefe del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Universitari Germans Trias i Pujol de Badalona.

IrsiCaixa está ubicado en el entorno de estas dos instituciones, lo que permite un modelo único de colaboración entre investigadores, profesionales asistenciales, pacientes y representantes de la comunidad. Esta transferencia de conocimiento entre los actores sociales implicados en permite aportar soluciones y facilitar los avances hacia la erradicación de la infección.

Cuántas veces nos acordamos de Santa Bárbara cuando truena. Nos pusimos a buscar quién estaba, en España -en el caso que hubiera alguien, entidad pública o privada- investigando, para encontrar una vacuna, un medicamento contra Coronavirus y contrarreloj. Puesto que nuestra especialidad es la economía y la empresa, y no la medicina, dimos con La Caixa porque “Fundación Bancaria La Caixa” es la entidad privada no médica de España que más invierte en el avance de la investigación médica, con 42 millones de euros invertidos en 2019.

Nada queremos todos más que los esfuerzos del sector TIC y el de entidades que se dedican a la investigación médica, como IrsiCaixa de La Caixa para desarrollar vacunas contra el coronavirus den fruto lo más pronto posible. Un triunfo de esta naturaleza, que salve cientos de miles de vidas, quizá millones, y nos devuelva a la normalidad, haría que la responsabilidad social empresarial -sea de La Caixa, de la Universidad de Navarra o del sector tecnológico entero- pase de ser un concepto del que se habla a ser una realidad que se alaba.

jorge diaz cardiel

 

 

Jorge Díaz-Cardiel. Socio director general de Advice Strategic Consultants. Economista, Sociólogo, Abogado, Historiador, Filósofo y Periodista. Autor de más de mil de artículos de economía y relaciones internacionales, ha publicado una veintena de libros.

 

 

Imagen: Food and Drug Administration

Socio director general de Advice Strategic Consultants. Economista, Sociólogo, Abogado, Historiador, Filósofo y Periodista. Ha ocupado cargos de responsabilidad en empresas de comunicación, relaciones públicas y tecnología. Ha escrito más de mil de artículos de economía y relaciones internacionales y una veintena de libros.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!