Conecta con nosotros

Noticias

Investigadores desarrollan baterías para coches eléctricos que duran más del doble que las actuales

Publicado el

Investigadores desarrollan baterías para coches eléctricos que duran más del doble que las actuales

Los coches eléctricos precisan baterías recargables para funcionar, que como sucede con todas las baterías, llega el día en que se degradan y se agotan. En la actualidad, las más avanzadas, como las integradas en los coches que fabrica Tesla, tienen una duración estimada de entre 480.000 y 800.000 kilómetros, pero un equipo de investigadores ha anunciado que pueden desarrollar modelos que tengan una capacidad que puede llegar a doblar la de las de mayor duración. Esto es, según Wired, baterías que podrían recargarse hasta recorrer 1.600.000 kilómetros.

Los investigadores, de la Universidad Dalhousie de Halifax (Nueva Escocia, Canadá), han desgranado los detalles de su descubrimiento en un estudio publicado en el Journal of the Electrochemical Society. En él describen una nueva batería de ión-litio que podría dar energía a un coche eléctrico durante más de 1.600.000 kilómetros, soportando más de 4.000 ciclos de carga. Todo con una pérdida de capacidad de solo el 10% hacia el final de su vida útil.

Dado que la mayoría de conductores cambian de vehículo bastante antes de llegar al millón y medio de kilómetros, la llegada de estas baterías supondría que no sería necesario cambiarla. Salvo, claro está, en casos en los que los coches se pasan en circulación buena parte del día, como sucede con los taxis o las furgonetas de reparto.

El grupo de investigadores que ha desarrollado esta batería comenzó su investigación en 2016, y desde entonces ha estado trabajando en exclusiva para mejorar las baterías de ión-litio que emplea Tesla en sus coches. No obstante, en el estudio publicado dan detalles de cómo llegaron a dar con la fórmula que permite conseguir unas baterías tan duraderas. Básicamente, consiste en la optimización de todos los componentes que se utilizan en su creación, entre los que está el grafito artificial.

También en la mejora de la nanoestructura del óxido de manganeso níquel litio para generar una estructura de cristales que tenga menos probabilidades de romperse y de degradar su rendimiento. Al hacer eso, se permite que todos los competidores de Tesla puedan mejorar sus tecnologías de desarrollo de baterías, por lo que choca que se haya hecho público.

Al parecer, según varios investigadores que trabajaron en el laboratorio de Dalhousie, al publicar los detalles más relevantes de la investigación se proporciona un nuevo banco de pruebas de rendimiento para otros laboratorios de I+D que trabajan en la mejora de la tecnología de baterías.  De esta manera, las baterías con esta capacidad podrían ser solo la antesala de la llegada de baterías con incluso más capacidad.

Por si acaso, y dado que Tesla no regala nada, la compañía ya cuenta desde hace unos días con la patente de una nueva batería para vehículos eléctricos prácticamente con el mismo compuesto y mejoras químicas que las que se detallan en el estudio. Uno de los investigadores que aparecen en la patente es el físico Jeff Dahn, que además es el Responsable del laboratorio de baterías de la Universidad Dalhousie.

Se desconocen los detalles exactos de la nueva batería de ión-litio de la que se habla en la patente, pero según varios investigadores es muy probable que ya tenga incluso más capacidad que la que se describe en el estudio. Tampoco se sabe cuándo comenzará Tesla la producción de la nueva batería.

Redactora de tecnología con más de 15 años de experiencia, salté del papel a la Red y ya no me muevo de ella. Inquieta y curiosa por naturaleza, siempre estoy al día de lo que pasa en el sector.

Los mejores cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!