Conecta con nosotros

Noticias

La ex-HPE Meg Whitman se pasa al Partido Demócrata atacando a Trump

Publicado el

No puede decirse que a Meg Whitman no le gusten los cambios. De dirigir HPE hasta 2017, a unir fuerzas con Jeffrey Kaztenberg para montar Qubi dos años más tarde. Y más radical aún: de presentarse por el partido republicano para las elecciones del estado de California, a pedir abiertamente esta semana el voto para Joe Biden.

La directiva hizo ayer una estelar aparición en vídeo en la más descafeinada conferencia nacional on-line del Partido Demócrata, en el que compartió espacio con otras tres conocidas personalidades “republicanos” que en los últimos meses han decidido cambiar de bando.

MCPRO Recomienda

Estudio sobre ciberseguridad en la empresa española ¡Participa en nuestra encuesta y gana!
Garantiza la continuidad de tu negocio en el nuevo entorno de teletrabajo ¡Descárgate la guía!
Cloud computing: adopción, inversión y desafíos en la empresa ¡Descárgate el informe!

Whitman que se presentó como “republicana y CEO desde hace mucho tiempo”, aseguró que “Donald Trump no tiene ni idea de cómo dirigir un negocio, y mucho menos la economía de un país como Estados Unidos. Biden en cambio, tiene un plan que fortalecerá nuestra economía para los trabajadores y los dueños de pequeñas empresas”.

Mucho más que HPE

Para Whitman, su posición al frente de Quibi es la penúltima de una larga carrera en la que ha habido prácticamente de todo. Dos sin embargo, han sido las etapas que más han definido su trayectoria profesional: su trabajo como CEO de eBay (1998-2008) y su labor al frente de Hewlett Packard.

Como CEO de eBay, Whitman tomó las riendas de una startup que en ese momento tenía 30 empleados para convertirla 10 años después, en una multinacional de más de 15.000 trabajadores. En esa década llevó a la compañía de unos ingresos de 4.700 millones de dólares a otra muy diferente que registró unos beneficios de 8.000 millones en su último año con ella al frente.

Al asumir en 2011 el encargo de dirigir Hewlett Packard, heredaba una compañía que suscitaba dudas en los mercados, endeudada a un nivel que los analistas consideraban preocupante. Entre otras cosas, por decisiones como la compra en 2011 de Autonomy, por la que la HP desembolsó 11.000 millones de dólares.

Para remediarlo, en los cinco años que se mantuvo al frente de la compañía, tuvo que tomar algunas medidas drásticas. La principal, la difícil decisión de dividir Hewlett Packard en dos empresas, HP Inc. y Hewlett Packard Enterprise, en la que finalmente permaneció como CEO.

Como CEO en Qubi sin embargo, no le han ido demasiado bien las cosas. El servicio, que prometía revolucionar el consumo de contenidos en el móvil, no ha conseguido despertar demasiado interés en los usuarios. Tras finalizar el periodo gratuito, se calcula que solo ha conseguido retener a un 10% de suscriptores de pago.

Periodista tecnológico con más de una década de experiencia en el sector. Editor de MuyComputerPro y coordinador de MuySeguridad, la publicación de seguridad informática de referencia.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!