Seguridad en impresoras profesionales HP: protección integral

Seguridad e impresión son, hoy más que nunca, dos realidades que deben ir cogidas de la mano. La evolución que han vivido las impresoras hasta convertirse en dispositivos independientes conectados a la red corporativa las ha colocado en el punto de mira de los cibercriminales, que ven en ellas otra posible puerta de entrada.

No es una cuestión que debamos tomar a la ligera. Un reciente estudio realizado por Quocirca confirmó que las impresoras suponen un punto ciego a nivel de seguridad que puede acabar complicando el cumplimiento del RGPD (Reglamento General de Protección de Datos), y la razón es, en resumen, la que hemos adelantado en el párrafo anterior: las impresoras son un elemento más de la red de nuestra empresa, y como tal necesitan una protección ajustada a las particularidades de cada empresa.

En muchas empresas la seguridad en el entorno de impresión es una de las grandes cuentas pendientes, y representa un riesgo importante. Las impresoras no solo pueden convertirse en una puerta de entrada a la red de nuestra empresa, además trabajan con grandes cantidades de datos y de información confidencial, que puede quedar almacenada en formato digital y verse afectada por accesos no autorizados, o expuesta en forma de impresiones no recogidas en la bandeja de salida.

Los riesgos que presenta una impresora desprotegida van más allá de los ciberataques. HP es consciente de ello, y por eso integra un completo conjunto de funciones y herramientas de seguridad en sus impresoras profesionales que actúa a todos los niveles:

  • Cifrado de datos en formato digital.
  • Detección de amenazas de seguridad en tiempo real.
  • Protección de documentos.
  • Configuración avanzada para evitar accesos no autorizados.
  • Actualizaciones de firmware para potenciar y mejorar los sistemas de protección.

Estas cinco claves representan, en conjunto, una solución de seguridad global que es capaz de cubrir las necesidades de seguridad en la impresión de cualquier empresa, y convierte a las impresoras profesionales HP en las más seguras de su clase.

A continuación vamos a repasar las funciones de seguridad más importantes que integra HP en sus impresoras profesionales, agrupadas alrededor de tres grandes categorías que definen el núcleo central que debemos proteger en un entorno de impresión profesional: documentos, dispositivo y datos.

Protección de documentos

Como hemos dicho anteriormente las impresoras trabajan a diario con grandes cantidades de documentos. Es un hecho, una impresora profesional puede sacar al día cientos de documentos, y éstos pueden contener, en todo o en parte, información confidencial.

Si un documento queda expuesto en la bandeja de salida de la impresora y no se recoge a tiempo puede acabar cayendo en malas manos, y las consecuencias podrían ser desastrosas. Las impresoras profesionales HP resuelven la problemática de la seguridad en la protección de documentos a través de tres grandes soluciones:

  • HP JetAdvantage Private Print: es una solución de impresión «pull» sencilla pero muy eficaz que permite a los trabajadores enviar y retener sus trabajos de impresión en la nube hasta que se autentifiquen en el dispositivo de impresión para liberarlas. La impresora no liberará el documento hasta que estén delante de la impresora, se hayan identificado y puedan recogerlo directamente, lo que queden documentos expuestos en la bandeja de salida.
  • HP Access Control Secure Pull Print: una herramienta de impresión «pull» basada en un servidor que permite a los empleados imprimir documentos en una red segura y autenticarse en la impresora introduciendo un número PIN determinado. Ayuda a evitar que se puedan imprimir y obtener documentos para los que se carece de la autorización necesaria.
  • HP Proximity Card Reader: es un sistema que permite a los usuarios autenticarse de forma rápida y totalmente fiable utilizando una tarjeta de identificación, que será reconocida por el lector de tarjetas de la impresora.

Protección de datos

No hay duda, los documentos son un elemento fundamental cuando hablamos de impresión segura, pero con el empuje de la transformación digital los datos se han convertido en otro gran protagonista.

La impresora es un dispositivo más, y como tal trabaja con datos que pueden quedar almacenados en ella a nivel físico (discos duros, unidades externas de almacenamiento, étc). Esos datos almacenados pueden contener información sensible, y por tanto necesitan de la debida protección para evitar que puedan acabar siendo el objetivo de un ataque no autorizado.

Así es como protege HP los datos en sus impresoras profesionales:

  • Autenticación segura con HP Access Control: ayuda a evitar el uso no autorizado de impresoras, tanto en general como solo en funciones determinadas. También permite hacer un seguimiento del uso de las mismas y da la posibilidad de utilizar numerosas opciones de inicio de sesión, como códigos pin y lectores de tarjetas de identificación.
  • HP Capture and Route: esta herramienta permite hacer un seguimiento total del contenido escaneado en la impresora. Con ella sabremos en todo momento qué uso se ha dado a ese contenido y quién ha accedido a él, lo que nos permitirá tomar las medidas necesarias en caso de que se haya producido un acceso no autorizado.
  • Controlador de impresión universal de HP: es una solución que pone fin a los controladores de impresión individuales, lo que simplifica la integración y la gestión de grandes flotas de impresoras en un mismo entorno. A esto debemos unir su función de impresión con cifrado seguro que aporta una capa extra de protección.
  • HP JetAdvantage Connect: es una característica que simplifica la impresión segura a través de smartphones, tablets y portátiles, ya que mantiene políticas de seguridad y de gestión avanzada que evitan que la impresora pueda quedar expuesta a ataques.

Protección del dispositivo

Ya sabemos que la impresora es un dispositivo más de nuestra red de trabajo, y como tal necesita de una protección integral que cubra todos los frentes a nivel de seguridad para evitar que pueda acabar viéndose comprometida al sufrir un ciberataque.

Si la impresora cae toda nuestra red corporativa podría seguir sus pasos, una realidad que debemos asimilar para poder tomar las medidas oportunas.

Las impresoras profesionales de HP están preparadas para hacer frente a las amenazas de seguridad en tiempo real, y actúan tanto de forma preventiva como regenerativa, es decir, pueden evitar infecciones y tomar las medidas de reparación necesarias antes de que lleguen a afectar a la impresora.

  • Sistemas de detección de intrusiones en tiempo real: esta función controla y supervisa de forma permanente la memoria de la impresora. En caso de que detecte un ataque se reiniciará de manera automática para frenar la amenaza e impedir que llegue a completar la infección.
  • Inicio seguro de HP: es una herramienta de gran importancia que actúa de manera preventiva. Valida la integridad del código de la BIOS y si detecta cualquier anomalía realiza una recuperación de aquella utilizando una copia original de la misma.
  • Marcado en lista blanca: estamos ante otra medida de prevención que confirma la autenticidad del firmware instalado en nuestra impresora, evitando así el uso de versiones maliciosas que puedan llegar a causar serios daños en nuestro equipo.
  • Integración con ArchSightSIEM: las impresoras profesionales HP son los únicos dispositivos del mundo con conector para análisis de riesgos con el SIEM HP ArchSight.
  • Protección física que impide el acceso a unidades de almacenamiento: buena parte de las impresoras profesionales vienen con unidades de almacenamiento donde se guardan datos importantes. Dichas unidades pueden ser sustraídas, y para evitar que eso ocurra HP utiliza barreras físicas de protección en sus impresoras profesionales.
  • HP JetAdvantage Security Manager: completa la protección de las impresoras profesionales HP con un conjunto de funciones de seguridad y permite gestionar fácilmente la seguridad y configuración de nuestra flota de impresoras, permitiéndonos adoptar en todo momento las medidas que sean necesarias.