Conecta con nosotros

Noticias

IBM, el rey de una nube muy particular

Publicado el

ibm cloud

IBM ha sorprendido este trimestre con su bajada de ingresos. Aunque tan solo ha supuesto un 4 % hay algo que queda claro la vista de los resultados: sus ventas de hardware se han ido debilitando, pero tampoco tiene una estrategia definida en el entorno cloud. Al menos así lo creen en TechCrunch.

Con una reducción del negocio de hardware de 1.000 millones de dólares  y con un aumento del 1 % para los ingresos de software, se podría decir, sin temor a equivocarse que estos no son los mejores resultados para IBM. Pero aún así sigue luchando por la nube, y sus planes próximos consisten en conseguir 7.000 millones dólares a partir de los ingresos cloud, una cifra que espera alcanzar en 2015. En el mismo año quiere conseguir que a los accionistas se les devuelvan 20 dólares por acción. Mientras tanto la Comisión Nacional de Valores de Estados Unidos (SEC) sigue investigando las inversiones de IBM en la nube.

El problema principal de IBM consiste en que desde hace un algún tiempo IBM viene arrastrando problemas relacionados con el hardware para cloud computing, estos problemas se continúan magnificando y tienen un efecto directo en la capacidad de la compañía de ofrecer servicios bajo demanda o de autoservicio. Una de las claves del éxito de AWS consiste en que ellos no venden hardware. Aún así sería erróneo señalar que los problemas de IBM se derivan enteramente por culpa del hadware ya que otras grandes empresas y no les va tan mal, por ejemplo HP, Cisco o Dell.

IBM se ha pasado los últimos cinco años hablando sobre la «nube privada» y como los data centers corporativos pueden consolidar las inversiones. Sus argumentos eran más bien frágiles, ya que el coste que supone comprar, instalar y mantener un centro de datos es demasiado alta para que cualquier empresa empiece a obtener algún beneficio de cualquier inversión en cloud computing. Para poder disfrutar de la nube, los clientes tendrían que contar con una potente infraestructura en la que dar cabida a esta tecnología, además de contar con un potente departamento de TI que tenga que hacerle frente a los posibles problemas que pudieran aparecer, o de lo contrario contratar este servicio con IBM. Además, el cloud compunting no solo depende del hardware también es necesario invertir en un software, por lo que el coste de la nube asciende otra vez. Nos encontramos entonces en una situación en la que este tipo de estrategia solo es rentable para las grandes empresas que pueden hacer frente a semejante gasto. 

En el lado opuesto se sitúa AWS que corre con todos los gastos de hardware y de cualquier soporte, gracias a este modelo cualquier empresa puede disfrutar de su tecnología en la nube y ni si quiera tieen que contar con un departamento TI por que Amazon ya se ocupa de estos asuntos, por lo tanto aumenta la flexibilidad de sus servicios.

ibm_news_room_-_2013-09-12_ibm_named_as_a_leader_in_idc_marketscape_on_worldwide_cloud_professional_services_vendor_assessment_-_united_states

Pero aunque IBM no cuente con el apoyo de las startups y de las pequeñas empresas para sus servicios cloud, nadie a dicho que IBM no sea un jugador importante en la nube o incluso un líder. IBM es líder indiscutible en un aspecto. Según IDC el gran azul es el número uno en ofertas profesionales que integran soluciones en la nube. Además, a IBM solo le queda mejorar en este aspecto. El pasado verano la compañía se hizo con el control de SoftLayer por 2.000 millones de dólares y su tecnología pasará a estar integrada en la oferta de la empresa. Según los resultados del último trimestre, IBM ingresó 460 millones en servicios cloud, aunque no está claro que parte le pertenece a SoftLayer, está claro que ésta ha influido en su mayor parte.

 

Los mejores cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!