Conecta con nosotros

Noticias

Samsung confirma que el problema del Note 7 es la batería

Publicado el

Año nuevo, vida nueva, suele decir el refranero. El problema es cuando, tras comernos las uvas, las sombras de lo ocurrido el año anterior nos siguen persiguiendo, ignorando nuestros planes y nuestros buenos propósitos. Y, finalmente, ante lo testarudos que resultan ser los antecedentes, terminamos teniendo que acordarnos del año anterior con bastante más intensidad (y menos cariño) de lo que nos habría gustado. Sin duda, Samsung también debía estar deseando hacer borrón y cuenta nueva con 2017, tras un 2016 en llamas, y no solo por las baterías, ojo. Veamos qué acciones de 2016 han generado ya una reacción en 2017.

Una de las noticias más relevantes del sector tecnológico durante 2016 fue el de los terminales de Samsung que, súbitamente, explotaban o ardían, y que llevó incluso a la retirada del mercado del Note 7. Se trata de un phablet que parecía llamado a convertirse en un superventas del año pasado, y que terminó por costar muchos millones a la empresa y, lo que es peor, haciendo que la imagen de la coreana perdiera muchos puntos entre los consumidores.

Desde hace ya meses se tiene bastante claro que el origen del problema que azota a los dispositivos de Samsung está directamente relacionado con las baterías, nosotros ya dedicamos un artículo a analizar las causas, que están directamente relacionadas con la disminución del tamaño de los elementos que separan ánodos y cátodos en las celdas las baterías. No obstante, no ha sido hasta ahora que la compañía ha finalizado sus propias investigaciones al respecto. Sus planes eran esperar unos días antes de hacerlos públicos, sobre todo para “armar” una respuesta basada en las medidas a tomar con esos resultados en la mano, pero tal y como informa hoy la Agencia Reuters, los datos de la misma ya se han filtrado, confirmando lo que ya prácticamente todo el mundo sabía: el problema son las baterías.

Ahora, claro, la clave está no tanto en la causa del problema como en las medidas que tomará Samsung para evitar que el problema se repita en el futuro. Inversores y analistas están muy pendientes de las primeras declaraciones públicas de la compañía, pues la falta de una respuesta clara y con medidas concretas puede hacer que la ya maltrecha confianza en el gigante coreano alcance niveles todavía mucho más bajos que los actuales. Y ahora, a esa presión se suma que la filtración acelera todo el proceso. Ahora ya no vale con que la respuesta sea completa, ahora también debe ser rápida.

¿Vicepresidente corrupto?

Y por si esto fuera poco, hace solo unos días sabíamos que el vicepresidente de Samsung Electronics, Jay Y. Leepasaba por los tribunales para declarar por un posible caso de corrupción que, de momento, ya le ha costado su puesto a Park Geun-hye, expresidenta de Corea del Sur , además de provocar una queja por parte de los investigadores al parlamento, por un perjurio cometido por Lee en una comparecencia en el Parlamento del país en 2016. Y según hemos sabido hoy por Bloomberg, la comparecencia no fue demasiado bien, hasta el punto de que el fiscal de la causa ha solicitado el encarcelamiento de Lee por dicha causa.

Los datos de la investigación se centran en la donación, por parte de Samsung, de decenas de millones de dólares a una organización benéfica no gubernamental relacionada con Choi Soon-sil, una figura bastante controvertida y con vínculos con Geun-hye, en lo que apunta a un pago encubierto a la ya expresidenta del país, a cambio de la colaboración gubernamental en una fusión entre dos empresas relacionadas con el gigante tecnológico. Mal empieza 2017 para Samsung.

Top 5 cupones

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!