Conecta con nosotros

Noticias

Google Meena se convierte en el chatbot más avanzado que existe

Publicado el

La llegada de los asistentes personales y el despegue de los chatbots ha reforzado el peso de la inteligencia artificial en nuestra sociedad actual, y Google Meena no ha hecho más que confirmar que la idea de crear un sistema capaz de conversar al mismo nivel que un humano ya no es una utopía, es solo una cuestión de tiempo.

Empezamos por el principio, ¿qué es exactamente un chatbot? Podemos definirlo de una manera sencilla como un programa que ha sido diseñado para poder mantener conversaciones escritas con personas, y también con otros chatbots. En su primera etapa ofrecían una experiencia de uso muy limitada y resolvían sus carencias con respuestas genéricas que, al final, no servían para nada, pero con el paso del tiempo han ido mejorando hasta convertirse en una herramienta muy útil.

MCPRO Recomienda

Transformación Digital en España 20 casos de éxito en 2020
Descubre cómo las empresas se reinventan tras la pandemia ¡Descárgate la guía!
Tendencias de inversión TIC en 2021 ¡Descárgate el informe!

Actualmente muchas empresas utilizan los chatbots como sistemas para prestar soporte y asistencia al usuario con un coste mínimo. Han mejorado mucho desde un punto de vista funcional, pero todavía presentan limitaciones claras que se dejan notar cuando se les saca de aquellos temas que tienen «aprendidos».

Es ahí, precisamente, donde está una de las claves más importantes de los chatbots, en los temas que aprenden. Para crear uno de estos sistemas es necesario que conozca una serie de temas y que pueda entender preguntas y formular respuestas concretas, limitándose siempre a esos temas específicos. Si lo sacamos de esos temas perderá por completo su capacidad de respuesta.

Con Google Meena el gigante de Mountain View asegura haber superado casi por completo esas limitaciones. Se trata de un chatbot potenciado mediante inteligencia artificial que se ha integrado en una red neural compleja que es capaz, en teoría, de mantener una conversación sobre cualquier cosa, y de hacerlo al nivel de un ser humano.

La red neural sobre la que se apoya Google Meena está formada por 2.600 millones de parámetros y fue entrenada con 40.000 millones de palabras y 341 GB de datos en texto, incluyendo conversaciones extraídas de redes sociales, utilizando para ello el modelo seq2seq, una variación del Transformador de Google que trabaja como una red neuronal que compara palabras en un párrafo entre sí para comprender la relación entre ellas.

Google Meena tiene, en un único bloque, un sistema codificador-transformador evolucionado y trece bloques en su sistema decodificador-transformador evolucionado. El bloque codificador le permite entender el contexto sobre el que se ubica la conversación, y los bloques decodificadores son los que se encargan de formar respuestas. Según Google Meena supera en un 70% la capacidad del GTP-2 de OpenAI y ha sido entrenado con 8,5 veces más datos que aquel.

En la gráfica adjunta podemos ver el valor de «Sensibilidad y Especificidad Media» que consiguen diferentes chatbots comparados con el nivel de un ser humano. Este indicador se refiere al grado de sensibilidad y de capacidad para mantener una conversación específica, y como se puede apreciar Google Meena queda muy cerca del ser humano.

Más información: TheNextWeb.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído

Suscríbete gratis a MCPRO

La mejor información sobre tecnología para profesionales IT en su correo electrónico cada semana. Recibe gratis nuestra newsletter con actualidad, especiales, la opinión de los mejores expertos y mucho más.

¡Suscripción completada con éxito!